A pesar de la restricción total decretada en la capital, la Alcaldía publicó un informe donde señala que además se cerraron 52 establecimientos comerciales.

El balance de la cuarentena general durante el puente festivo en la capital colombiana indica que  se impusieron 3.879 comparendos durante los días de la restricción.

Dijo la administración distrital que también se realizaron 2.470 operativos y se intervinieron 9 fiestas clandestinas y casas de lenocinio en la ciudad.

Así mismo se suspendió la actividad económica a 52 establecimientos comerciales por no acatar la medida de pico y cédula, registrar aglomeraciones o no tener la documentación o requisitos para funcionar legalmente.

En cuanto a las medidas decretadas en Bogotá, la alcaldesa Claudia López sostuvo que la alerta roja, cuarentena estricta en Usaquén, Suba y Engativá hasta el 17 de enero, y en Kennedy, Fontibón y Teusaquillo hasta el 21 de enero, restricción de la movilidad desde las 8:00 de la noche hasta las 5:00 a.m., y la medida de pico y cédula, continúan vigentes en toda la ciudad.

Finalmente, el informe señala que durante el puente festivo hubo una reducción del 84,9 % en el uso del sistema Transmilenio.