A raíz del importante papel que juega el Hospital Cardiovascular del Niño de Cundinamarca, el concejo municipal de Soacha decidió condecorar al presidente de la junta directiva y al director científico de la institución.


cardio-1.jpg

La iniciativa nació del concejal Carlos Ospina, quien resumió en dos las principales razones por las que se les dio la condecoración:

“Primero porque el Cardiovascular atiente aproximadamente al 92% del régimen subsidiado, y si no existiera, el Mario Gaitán colapsaría a un 300% más. Segundo porque fomenta el empleo a las madres cabezas de hogar en cerca de 2000 personas, tanto en servicios generales, médicos, enfermeras, etc”, sostuvo.

Los condecorados fueron el director científico José Leonidas Olaya Forero y el presidente de la junta directiva Ciro Olaya, aunque este último no pudo asistir y en su reemplazo acudió el subdirector científico Héctor Olaya.

“Es un honor muy importante que nos reconozcan el trabajo y esfuerzo que se viene realizando en el Hospital Cardiovascular del Niño de Cundinamarca, no solo porque hemos venido creciendo en el número de atenciones, sino en calidad y humanización de los pacientes, que es lo más importante”, agregó el Dr. Leonidas Olaya.

El director científico aseguró que el hospital ha crecido en la medida que el municipio lo ha hecho, aunque reconoció que la institución de salud se ha visto desbordada por la gran cantidad de pacientes que siguen llegando. “En este momento consideramos que el hospital está pequeño, es de 350 camas, pero es insuficiente para el número de atenciones que se debe hacer. Algo de resaltar es que tiene las unidades renales de las más grandes del país, pero no damos abasto con la cantidad de pacientes que se deben atender en el municipio”, reiteró.

El profesional de la salud sostuvo que la apuesta es continuar dándole mucho impulso a la atención de los pacientes en urgencias y fortalecer la medicina especializada de alto nivel, cirugía de corazón abierto y de reemplazos articulares, y trasplantes de órganos, entre otros, teniendo en cuenta que el Hospital atiende pacientes de todo el país.

Entre tanto, el subdirector científico del Hospital, Héctor Olaya, aseguró que la idea es apostarle a la prevención.

“Tenemos que desarrollar programas que vayan a mejorar la condición de la población en términos preventivos, aunque hemos desarrollado desde hace 13 años un hospital de apoyo a una población que lo necesita en todos los órdenes; estamos seguros que si desarrollamos lo preventivo, tendremos menos enfermos. No creemos que abriendo más hospitales, centros de urgencias o ambulancias en todas las esquinas, estemos resolviendo la situación del municipio, hay que cambiar la conciencia”, puntualizó.

Durante la ceremonia también se condecoró a los escoltas de la Policía Jeisson Herrera, Carlos Grajales y Dimas Santafé.

“Gracias al Concejo por esta linda condecoración dedicada a nuestro esfuerzo y empeño. Esto nos motiva a entregar al 100% nuestro compromiso y dedicación hacia la seguridad de este municipio”, concluyó el patrullero Jeisson Hernández.

cardio-2.jpg