El nuevo establecimiento carcelario será construido gracias a la donación de un lote de terreno por parte de la Alcaldía, y la obra será financiada con aportes de la Gobernación del Tolima.

“El Gobierno nacional está listo para empezar a construir lo más pronto posible. Agradecemos la ayudad del gobernador Ricardo Orozco y del alcalde de Purificación, Christian Barragán, por la donación de un lote de 25 hectáreas en el que se construirá un penal de mediana seguridad y con énfasis en la producción agrícola”, afirmó el ministro Ruiz Orejuela.

En el país ya funcionan varias colonias penales, recordó el funcionario, y destacó que en este tipo de centros los internos se ocupan, trabajan y producen, lo que se traduce en una verdadera resocialización, beneficios penales y rebajas de pena.

“Sería magnífico empezar lo más pronto posible y podríamos iniciar el trabajo con estructuras modulares. La próxima semana la Unidad de Servicios Penitenciarios y Carcelarios (Uspec) iniciará la coordinación de los estudios para darle viabilidad al proyecto”, explicó. 

El Ministro de Justicia explicó que las tasas de hacinamiento en establecimientos carcelarios alcanzaron un 54% pero hoy están en menos de 20%. “El Decreto 546, que se emitió en medio de la coyuntura del coronavirus, nos ayudó a bajar la población de algunos centros penitenciarios. Pero esto también fue posible gracias a diversas acciones que como Gobierno hemos adelantado para disminuir una problemática que nos preocupa mucho”, dijo.

No obstante, aseguró que aunque el actual penal de Purificación no presenta hacinamiento, pues tiene 101 internos y tiene capacidad para 113, pero las condiciones no son las mejores para los internos. “Queremos trabajar armónicamente y en equipo para lograr condiciones dignas para ellos, con respeto por los derechos humanos”, anotó.

Cuando se construyan las nuevas instalaciones, la estructura actual de la cárcel de Purificación será destinada para un museo.

Fuente: Nuevo siglo.com