En tiempo de crisis económica, muchas familias han distribuido su tiempo de aislamiento en la producción y creación de productos para mitigar las necesidades de primer nivel.

María Ángel Torres, residente del municipio de Soacha en Ciudad Verde,  junto con su esposo y sus  hijos, decidieron  retomar el emprendimiento “Deditos de queso”, honor a su creación. Como lo afirma su gestora, “debido a la pandemia quedamos sin empleo por lo que decidimos retomar la venta de deditos a domicilio dentro de Ciudad Verde”, una decisión urgente que le ha permitido  cubrir  sus necesidades básicas, una creación a puerta cerrada para deleitar el paladar de los comensales en esta ciudadela de vivienda.

Son productos desarrollados con todas las medidas de calidad, recién preparados, pues los elaboran cuando  el cliente los solicita. Las presentaciones que se ofrecen son  bandejas de 10 o 20 unidades de 12 cm cada uno, fritos o crudos, según la necesidad del cliente, con deliciosos sabores de queso, queso con bocadillo y chocolate, una gran variedad para cautivar el  paladar de sus consumidores.

Los precios de “Deditos de queso” son muy asequibles al consumidor:

20 dedos de solo queso crudos, $10,000

20 dedos de solo queso fritos, $13.000

20 dedos de queso con bocadillo crudos, $12.000

20 dedos de queso con bocadillo fritos, $15.000

10 dedos de chocolate crudos, $8.000

10 dedos de chocolate fritos, $10.000.

Hasta el momento han tenido buena aceptación por parte de la comunidad de Ciudad Verde, por ello el plan de esta microempresa es continuar creciendo para poder llegar a las comunidades cercanas. Se encuentran a la espera de los servicios de una empresa de domicilio para poder llegar a otros sectores del municipio y de Bogotá.

Por el momento, continúan en su ardua labor conquistando el paladar de residentes de este sector pero con miras a llegar otros puntos de la ciudad.

A cualquier momento del día un dedito de queso es ideal, por ello si requieren domicilio, lo pueden solicitar al contacto 320 2415445.

Por Edna Rocío Vanegas