Al término del Comité Distrital de Emergencias realizado este viernes 10 de febrero en la Alcaldía Mayor de Bogotá, el Secretario Distrital de Gobierno, Antonio Navarro Wolff, y el Director del Fondo de Prevención y Atención de Emergencias (FOPAE), Javier Pava, entregaron el censo definitivo de los afectados por la ola invernal del año anterior en las localidades de Bosa y Kennedy, reportando un total de 26.636 familias.


Esta verificación final se da tras corregir los censos iniciales realizados por la administración anterior, y significan un aumento de 11.412 familias afectadas que se suman a las 15.224 reportadas el año anterior.

Según señaló Navarro Wolff, “lo cierto es que hemos encontrado que las personas que estuvieron más afectadas no quedaron en el censo inicial”.

Al término del Comité se acordó remitir los listados con los datos finales de los damnificados al Gobierno Nacional, para proceder a buscar mecanismos que permitan a todas las familias afectadas recibir por igual las ayudas ofrecidas.

Por su parte, el Director del Fopae, Javier Pava, informó que para evitar que se presenten nuevas inundaciones en estos sectores se realizará el reforzamiento de jarillones en puntos críticos, el mejoramiento del sistema de drenaje y la instalación de válvulas antireflujo por parte de la Empresa de Acueducto y Alcantarillado de Bogotá.

A su vez, y con el fin de que no se repitan los errores de los censos, el Sistema Distrital de Emergencias ajustará el modelo de respuesta y los protocolos existentes para este tipo de eventos. Este proceso se realizará de forma participativa con las comunidades.