Tres familias  residentes en el barrio San Luis de Ciudadela Sucre quedaron completamente en la calle luego del incendio  de sus viviendas en la madrugada del pasado viernes. Todo fue consumido por las llamas, incluyendo muebles, enseres, mercado, ropa y  hasta los útiles escolares de los menores.

Marcela Lozada es una de las damnificadas, ella se encontraba durmiendo con su esposo y tres de sus hijos  de 17, 12 y 8 años cuando sobre la 1:00 a.m. del viernes 28 de febrero las llamas y el humo los obligó a salir desesperadamente.

“Cuando nos despertamos ya todo estaba prendido. No sabemos qué pasó, sólo estábamos encerrados de humo y tocó  salir descalzos y en pantaloneta para que el fuego no nos encerrara, absolutamente todo se nos quemó, quedamos en la calle”, dijo la afectada.

Marcela cuenta que las llamas arrasaron con todo lo que tenía: estufa, lavadora, nevera, camas, ropa, libros y objetos de trabajo del dueño de la vivienda.  

“Ya afuera  mi hijo de 17 años comenzó a correr,  a golpear en las casas y la gente salió a echar agua, fue terrible.  Después  llegaron los Bomberos a apagar y arreglar los cables de la luz porque estaban expuestos, incluso eran las 6:00 a.m. y aún estaba echando humo”, añadió la damnificada.

Marcela, sus tres  hijos y su esposo  quedaron prácticamente en la calle. Cuenta que dos de sus progenitores se están quedando provisionalmente donde su otra hija, y a ella la albergó temporalmente el padrino de uno de sus hijos.

Asegura  que aún no reciben apoyo del municipio y espera que las personas de buen corazón le colaboren. “Agradecería a las personas que quieran colaborarme, en este momento necesito todo: cama, estufa, ropa, mercado, cosas del colegio, en fin”.

Si alguien desea apoyar a Marcela y su familia, contactarse al  teléfono de su hermana Yolima 311 2854372, o al de su mamá  3112105377. Así mismo pueden llamar a la líder Gloria, al 3203458260.