La mayoría de personas malgasta parte de sus ingresos en gastos innecesarios. Identifique sus fuentes de despilfarro y mejore sus finanzas personales.


Si es de los que cada vez que va a la máquina de comestibles de su oficina saca una golosina; o si es de los recarga su celular con pequeños montos a diario, tenga en cuenta que estos son sus gastos ‘hormiga’, y que se pueden convertir en una pesada carga para sus finanzas personales.

Para la reparadora de crédito Resuelve Tu Deuda, una de las siete razones por las que nos endeudamos sin darnos cuenta es por los gastos ‘hormiga’, llamados así porque son tan pequeños que a diario pueden pasar desapercibidos.

La reparadora estima que los colombianos gastan hasta el 40 por ciento de sus ingresos en productos innecesarios, la mayoría asociados a pequeñas compras como las gaseosas, galletas, propinas, cigarrillos, entre otros.

Cuando esto ocurre, usted deja de destinar ese dinero a gastos como el pago de sus deudas, el entretenimiento o el ahorro, uno de los pilares fundamentales para una buena salud financiera.

Para evitar la ‘hormiga’, un ‘marranito’

Suele suceder que cada vez que cambia un billete de gran denominación, las ‘vueltas’ se vuelven plata de bolsillo, que casi siempre va a procurar gastar.

Por eso lo más recomendable para ‘fumigar’ de raíz estos gastos es pagar con dinero plástico (tarjetas) para evitar así tentaciones o impulsos.

Sin embargo, si es inevitable que lleve plata en sus bolsillos, trate de destinarlo, al final del día, para el ahorro. En este punto sería bueno que se comprara una alcancía en la cual deposite las monedas que le sobre.

Haga el ejercicio, verá los resultados cuando a la vuelta de algunos meses rompa el ‘marranito’ y vea cuánto pudo haber gastado innecesariamente.

¿Cuáles son los productos en los que más gastamos?

El Top 5 de los ‘gastos hormiga’:

‐ Los cigarrillos: una persona que compra tres cajetillas a la semana gasta al año aproximadamente 600 mil pesos, dinero que podría destinar a la compra de un televisor nuevo de 32” disponible en el mercado desde $650.000.

‐ El celular: muchos creerían que el celular no hace parte de este tipo de gastos, pero la realidad es que cuando no se tiene una planeación de su uso y se exagera en recargas, este rubro puede convertirse en una gran obligación económica. Si es de los que abusa de los minutos y datos y gasta en promedio 80 mil pesos al mes en este ítem, podría estar ahorrando casi un millón de pesos en el año.

‐ Las comidas fuera: muchas veces las alimentarse en restaurantes es un hábito difícil de eliminar del todo, pero si revisa sus finanzas es posible que considere reducir este rubro en gran medida.

‐ Las gaseosas y botellas de agua: consumir estas bebidas diariamente suma más de 500 mil pesos al año. Tener una sola botella de agua y rellenarla cada vez que sea necesario no sólo le ayudará a ahorrar sino también a tener una vida más saludable.

‐ Los refrigerios en la oficina: una bolsa diaria de papas y unas galletas pueden significarle a su bolsillo más de 600 mil pesos al año.

‐ Taxis y Uber: utilizar estos medios de transporte puede inflar los gastos hormiga. Suponiendo que utilice estos servicios únicamente 5 veces al mes con un costo mínimo de 5 mil pesos (generalmente cuestan más) al año estaría gastando 300 mil pesos, sin contar los intereses que se generan sobre los cobros de Uber ya que este medio se paga con tarjeta de crédito.

‐ Gastos hormiga invisibles: existen algunos gastos que son más difíciles de identificar, entre estos se encuentran los intereses de los créditos, las cuotas de manejo de las tarjetas débito y crédito y las comisiones del banco por retiro de dinero o consulta de saldo en cajeros. Si suma la cantidad que paga al año por estos conceptos, seguramente lo pensará mejor y preferirá utilizar las sucursales virtuales, pagar con plástico, diferir a menos cuotas sus compras e investigar antes de adquirir cualquier producto financiero.

Fuente: Portafolio.co