La personaría municipal de Soacha, en cabeza de Ricardo Rodríguez, lidera el proyecto de recuperación del separador de la Carrera 30, vía principal de entrada a la comuna cinco, la cual está en un preocupante estado de abandono desde hace varios años.


carrera-30-san-mateo-soacha

carrera-30-san-mateo-soacha

El separador de la carrera 30 se edificó con el propósito de establecer un espacio verde a lo largo de la principal vía de San Mateo, que además de mejorar el aspecto del sector, permitiera reducir los niveles de contaminación a lo largo de la vía. No obstante, la comunidad vecina del sector lo usa como botadero de basuras y escombros.

Con el propósito de devolver a dicho espacio su esencia y mejorar la imagen del sector, la Personería Municipal, en cabeza de Ricardo Rodríguez, organizó la recuperación de la totalidad del separador, desde la Autopista Sur hasta la carrera novena. La actividad fue apoyada por la Corporación Autónoma Regional de Soacha CAR, fundación TEHATI, Técnicos Ambientales del SENA, la dirección de gestión Bioambiental de Soacha, Aseo Internacional y los comerciantes del sector.

Los técnicos del SENA e integrantes de TEHATI y de la CAR estuvieron acompañando a la Personería desde el momento del planteamiento del proyecto, pues fue necesario tener una visión técnica que ayudase a recuperar el espacio, al tiempo que soporte las condiciones del sector y ayude a reducir el esmog provocado por el paso continuo de vehículos de todo tipo.

“Haremos una siembra de ochocientas plantas en el separador de la 30, las entidades mencionadas nos han ayudado con la asesoría técnica ambiental para desarrollar la labor, pero cabe resaltar la disposición y apoyo de los comerciantes del sector que están ayudando de forma activa a hacer todas las adecuaciones necesarias para recuperar el separador”, destacó el personero municipal Ricardo Rodríguez.

Steven Garzón, asesor ambiental de la actividad, puntualizó en el concepto técnico de la actividad y describió cual será la función del mejoramiento del separador a futuro.

“Vamos a crear una cerca viva con durantas, plantas que tienen un follaje muy fuerte, por lo tanto será muy difícil el acceso al separador de la carrera 30. Esto va a impedir que los habitantes de calle la habiten y conjuntamente proveerá que las personas depositen las basuras sobre el espacio verde”, detalló Garzón.

El mayor reto para lograr la completa rehabilitación de la 30 será que la comunidad del sector y visitantes aprendan a cuidar la misma, evitando botar desechos a los alrededores y sobre el mismo separador. Con el fin de garantizar que este proceso empiece a ser cumplido por la comunidad; Aseo Internacional estuvo apoyando de forma pedagógica la actividad.

“Nos vinculamos a esta actividad a través de la instalación de cestas, papeleras y embellecimiento del entorno, es decir de los postes de alumbrado que son utilizados como puntos de acopio de basuras. Se estarán realizando jornadas pedagógicas e informativas para que las personas ejecuten un uso adecuado de las cestas y aporten para que toda la avenida esté lo más impecable y cuidada posible”, destacó María Fernanda Niño, coordinadora de relaciones con la comunidad de la entidad.

Finalmente cabe destacar que en la primera fase del proyecto se recuperarán los puntos más críticos por el acopio de basura, y posteriormente se busca un fortalecimiento de la actividad con la vinculación de más comunidad. Los comerciantes que participaron también donaron plantas del mismo tipo para crear en sus compañeros sentido de pertenencia.

calle-30-san_mateo.jpg