Aunque la nueva mesa comenzará a ejercer funciones a partir del primero de enero de 2014, en la tarde de ayer se posesionaron los tres cabildantes que guiarán la corporación edilicia durante el próximo año. Después de las palabras de apertura por parte del actual presidente Giovanni Ramírez y del discurso del alcalde Juan Carlos Nemocón, tomaron juramento los concejales Soraya Escobar, Norberto Cuenca y Néstor Rozo.


Inicialmente habló el presidente Giovanni Ramírez, quien felicitó a su sucesora para 2014, argumentando que como mujer tiene todas las capacidades para orientar al concejo municipal.

“Esto habla muy bien del concejo municipal, no le tenemos miedo a que las mujeres sean nuestra representación, por el contrario, en ellas tenemos toda la confianza y la esperanza de que cada una de las acciones que se tomen en esta mesa, sean las mejores en pro de la ciudad”, sostuvo.

Posteriormente habló el alcalde Juan Carlos Nemocón y luego de un breve discurso en el que tocó diferentes temas, llenó de elogios a la nueva presidente, Soraya Escobar.

“Entiendo y lo tengo claro que su éxito, el logro inmenso de alcanzar la presidencia de la mesa realmente es un acto importante en su vida, en su gestión política y profesional. Tal vez algunas veces uno juzga sin tener conocimiento suficiente, y si en algún momento lo hice, quiero pedir excusar públicas porque ahora entiendo que el proceso que la trajo a esta mesa como presidente fue transparente, porque usted logró convocar el aprecio y el cariño de los compañeros que la apoyaron, y que hoy en día tiene 19 concejales que la respaldan, porque como cabeza del concejo hay que trabajar por sacar adelante toda la corporación”, añadió el mandatario.

Por su parte, la nueva presidente del cabildo abrió su discurso con una frase del Papa Francisco:

Ya no les puedo pedir paciencia, les pido sana rebeldía. Si como presidente no cumplo, hagan lío; hagan lío, no sólo los jóvenes, sino ustedes también, hagan lío, si lo hago mal”.

Soraya Escobar hizo un recuento del papel de la mujer en la sociedad, mencionando los logros que ha alcanzado a través de la historia, pero reconociendo que no ha sido nada fácil. Así mismo agradeció a Dios, a su familia y amigos la oportunidad de alcanzar la presidencia de la Mesa Directiva del Concejo:

“Hoy soy la presidente, tengo inmensa felicidad porque es un reto para mí y estoy con el convencimiento pleno de poder ayudar a mejorar la ciudad, sin rencores, odios ni pasiones. Como soachuna me siento en la obligación de contarles que el hecho de que una mujer llegue a la política, no es fácil”, aseguró.

Invitó a sus compañeros a cumplir a cabalidad su papel de hacer control político, teniendo en cuenta que hay un plan de desarrollo que traza la ruta de navegación hasta 2015.

“¿Cómo cumplir nuestra tarea como concejales si no somos ordenadores del gasto? La respuesta es cumpliendo con nuestro derecho y deber constitucional de ejercer el control político, de vigilar junto con ustedes para que los recursos públicos sean invertidos en pro de mejorar la calidad de vida de los soachunos”, puntualizó.

Entre tanto, el primer y segundo vicepresidente recordaron al alcalde Nemocón que sus promesas no se han cumplido, y que para que haya progreso en Soacha es necesario trabajar unidos.

“Usted que fue mi compañero en el concejo, recuerde que le pedíamos al alcalde de turno el trabajo conjunto, hoy Dios lo tiene en ese cargo, entonces mi invitación es a que trabaje en conjunto con el concejo. No de grupos, no de coaliciones, porque eso no le beneficia al pueblo, cuando el cabildo y el alcalde trabajan unidos, los resultados se ven. Hay mayor tranquilidad para usted, para el concejo, para la comunidad, y el desarrollo de las obras se ve, lo quiero invitar a ese trabajo en conjunto, pero en serio, porque el día de la posesión nuestra, usted lo decía, pero no se ha cumplido nada, y esa pelea concejo administración no es buena”, sostuvo el concejal Norberto Cuenca.

Finalmente, el segundo vicepresidente, Néstor Rozo, aseguró que la nueva mesa estará dispuesta a aprobar los proyectos que traigan desarrollo al municipio, pero reiteró que será crítica e independiente.

“Ojalá esta mesa vea realidad todas las promesas que usted, señor alcalde, ha hecho durante estos dos años. Gracias a todos por haberme apoyado, y decirles que no los voy a defraudar”, concluyó.