La denuncia se hace con el fin de evitar que se continúe agravando los problemas de orden público que vienen presentándose últimamente entre taxistas y conductores de Uber.


Cada año aumentan las sanciones por prestación del servicio Uber en Bogotá y desde el concejo de Bogotá se denuncia la falta de regulación a nivel nacional de esta plataforma que está dejando miles de procesos sancionatorios al año en la ciudad.

Según datos del Ministerio de Transporte, Secretaría de Movilidad de Bogotá e informes dados a conocer por el concejal Emel Rojas, de 2015 a 2016 se impusieron 3.800 comparendos, se realizaron 9.384 inmovilizaciones, se cancelaron 3.071 suspensiones de licencias y se cancelaron 33 licencias de conducción.

Lo preocupante de las cifras es que dichas sanciones han ido en aumento de forma vertiginosa, pues de 2014 a 2016 las sanciones se han disparado en un 800% lo que indica un aumento muy rápido en el uso de este servicio.

Fuente: Lafm.com.co