Así lo afirmó el presidente de Asobares, Camilo Ospina, quien rechazó el nuevo decreto de la Alcaldía de Bogotá que obliga al cierre de gastrobares a partir de esta semana.

El dirigente sostuvo que «si esto se mantiene así, otras dos mil empresas y cerca de 20 mil personas (con un promedio de 10 personas más que se contratan por establecimiento) quedan también sin trabajo, sin ocupación que es lo que genera este sector».

Dijo que en 2020 se cerraron 8.449 empresas en Bogotá del sector de bares y restaurantes, lo que equivale al 23% del total que hay en la ciudad, mientras agregó que «el inicio de este año 2021 no ha sido nada ventajoso para el desarrollo de la actividad. Venimos de seis fines de semana totalmente clausurados».

Ospina advirtió que los establecimientos comerciales con esas características «veníamos con operación hasta las 10:00 y 11:00 de la noche, y ahora recibimos con sorpresa este anuncio, que la verdad no se discutió con las mesas de trabajo que tenemos permanentemente con el gabinete distrital».

Frente a la situación registrada el pasado fin de semana en el sector de Modelia, Ospina manifestó que «la alcaldesa Claudia López hizo un anuncio el viernes pasado a las 7:00 de la noche; muchos medios titularon que se podía ofrecer servicio hasta las 12:00 de la noche, pero el decreto no estaba listo».

Finalmente sostuvo que, a pesar de la confusión, «estamos en un proceso de aprendizaje también. Esos anuncios hechos un viernes a las 7:00 de la noche y si no iban a sacar el decreto, pues era mejor esperar hasta el lunes donde se hubiese establecido un nuevo horario y empieza a operar este fin de semana con el decreto en mano».

Fuente: Sistema Integrado de Información