Bicicletas, cascos, celulares e indumentaria les robaron tres sujetos armados con cuchillos y una pistola. Les tocó caminar descalzos para pedir ayuda.

Las personas atracadas son Nicolás Urbina de 16 años y Santiago Gaitán de 15, quienes pertenecen al equipo de ciclomontañismo de Soacha, los mismos jóvenes que han dejado en alto el nombre de Soacha en competencias nacionales.

El hecho sucedió el pasado domingo cuando entrenaban por la vía Quebradita que conduce al Curubital, una trocha apta para ciclomontañistas que parte del sector de Mondoñedo hacia La Mesa, Cundinamarca.

“Al momento de comenzar a descender, cuando llevaban unos 400 metros, les sale un tipo con un arma de fuego, los encañona y atrás de ellos aparecen otras dos personas (hombre y mujer) con cuchillos, y les dicen que se bajen de las bicicletas y caminen hacia una zona boscosa. Allí les hacen quitar los cascos, las zapatillas, les quitan los celulares y los obligan a desbloquearlos para poderlos apagar; con un cuchillo rompen los neumáticos de reserva y los amarran. Les dicen que no los miren y que salgan sólo hasta que ellos chiflen; como a los 10 minutos se logran soltar y caminar hacia la trocha; por allí pasaba un grupo de personas a quienes les cuentan que los habían robado. Estaban descalzos, sin casco, zapatillas ni bicicletas”, narró Johan Moreno, entrenador del equipo de ciclomontañismo de Soacha.

Uno de los jóvenes caminó hasta el sector del Curubital, allí estaba el padre de Santiago y le avisa lo sucedido. Inmediatamente dieron aviso a más personas y emprendieron la búsqueda de los ladrones, pero resultó infructuoso, al parecer salieron rumbo hacia Bojacá.  

“Quedamos muy tristes y aburridos porque ahorita se vienen eventos departamentales y nacionales donde ellos van a participar y sin los elementos es muy difícil. Los papás están haciendo una rifa a ver si pueden recuperar algo de lo que se perdió”, puntualizó el entrenador.