A la iniciativa solo le falta un debate en plenaria del Senado pero podría claudicar si no se realiza antes del 20 de junio, cuando inician las vacaciones de los congresistas. Otro proyecto en riesgo es el que busca prohibir los plásticos de un solo uso.

Mientras hace un par de días la Cámara de Representantes aprobó por unanimidad, en segundo debate, el proyecto de ley para crear mecanismos para sustituir los vehículos de tracción animal en todo el territorio nacional y así proteger a las especies que usan para este trabajo, en el Senado está a punto de hundirse la iniciativa que busca prohibir el testeo con animales en la industria cosmética y farmacológica colombiana. 

Así lo confirmó el respresentante a la Cámara por el partido liberal, Juan Carlos Losada, quien aseguró que si el último debate que se debe dar en plenaria del Senado no se lleva a cabo antes del 20 de junio, el proyecto se hundirá. Esto porque la iniciativa ya completa dos años desde que comenzó a hacer tránsito en el Congreso. 

Esto llevaría a que micos, ratones, perros y aves que son utilizados para la realización de pruebas cosméticas en el país, no se salven de esta cuestionada práctica que durante años ha generado que millones de animales sean sacrificados para este propósito. La iniciativa superó los dos debates en Cámara y el de la Comisión Quinta de Senado, pero el alto generado por cuenta de la pandemia tiene en vilo en este momento una las iniciativas animalistas que más había avanzado en el legislativo. 

Este proyecto, radicado por el propio Losada, busca reglamentar en el país todo lo relacionado con la producción, investigación y comercialización de productos cosméticos, de aseo y absorbentes, prohibiendo el uso de animales en las pruebas para su elaboración y producción. De esta forma, la propuesta contempla que las empresas deberían diferenciarse haciendo uso de un sello de «No probado en animales», que no es otra cosa que decirle a los consumidores que este es un producto libre de crueldad animal. https://tpc.googlesyndication.com/safeframe/1-0-37/html/container.html

Sanciones empresariales

La norma le entrega facultades a la Superintendencia de Industria y Comercio para sancionar con mínimo 133 salarios legales vigentes, a las empresas que no se ajusten a la Ley. La propuesta legislativa también busca prohibir la importación de productos para cuya elaboración se hayan desarrollado pruebas en animales. Aquí hay una especial atención en torno a algunos cosméticos provenientes de países como China, donde es usado el testeo animal con fines cosméticos. 

Losada precisa que la realización del debate dependerá en gran medida de si el gobierno convoca a sesiones extra del Congreso o no, pues en el tiempo que queda y dado que los senadores no están debatiendo será muy difícil que la iniciativa siga su curso. 

El parlamentario lamentó esta situación, pues de trata de una inciativa que había sido concertada con la propia industria y con entidades como el Invima y la propia SIC; sin embargo, la actual coyuntura juega en contra dejando a las especies utilizadas e estos procesos sin ningún tipo de protección, como ha sucedido hasta ahora. 

Fuente: Semana sostenible