La Policía alertó a los padres de familia porque los delincuentes están reteniendo a los menores de edad y obligándolos a entregar objetos y pertenencias.

Lo que los malhechores hacen es que cuando los menores de edad están en la calle, dos delincuentes los abordan, los amenazan y les dicen que en cada esquina hay un hombre vigiándolos. Así las cosas, les quitan sus pertenencias, les piden que llamen a sus amigos para hurtarles los celulares, incluso se han presentado casos donde los obligan a entrar a las viviendas para que saquen los objetos de valor.    

Un padre de familia relató lo que le pasó a su hijo y qué problemas tuvo a la hora de poner la denuncia.   Aseguró que tres adolescentes estaban en un parque junto al conjunto donde vivían cuando dos sujetos se les acercaron asegurando que pertenecían a la seguridad de la zona y diciéndoles que nunca los habían visto en el sector.

El hombre aseguró que retuvieron a su hijo por más una hora y a todo momento le dijeron que estaban armados, lo intimidaron, aunque nunca mostraron el arma, y a los amigos les ordenaron que se dirigieran a sus casas y sacaran los objetos de valor.

“A mi hijo le dijeron que se fuera para otro parque y le pidieron que les diera las cosas que tenía ahí, que no pidiera ayuda porque ellos en cada esquina tenían gente de seguridad, que se portara bien para que no le hicieran daño”, relató el padre de familia.

Cuando el hombre fue a poner el denuncio vino el otro problema. Ni la Policía ni la Fiscalía se lo recibieron porque a pesar de la retención por más de una hora, las autoridades le dijeron que eso no era secuestro, incluso le pidieron llamar a la línea 165 y allí también le negaron la posibilidad entablar la respectiva denuncia.

Los delincuentes que aparecen en la foto son buscados por las autoridades porque ya han cometido varios robos a menores de edad bajo esta modalidad.