En desarrollo del control político, que la Asamblea de Cundinamarca realiza a los secretarios de despacho, fue aprobado el primer debate del proyecto de Ordenanza 066 de 2017, que autoriza al Gobierno Departamental para asumir obligaciones que afectan el presupuesto de vigencias futuras ordinarias.


Asimismo, fueron citados los secretarios de Transporte y Movilidad, Jurídico y de Hacienda para rendir un informe sobre el proyecto del Regiotram entre Facatativá y Bogotá.

“Revisamos con el Distrito Capital un convenio para la asignación de los riesgos que tuviera la obra pública, de tal manera que Bogotá asumiera los riesgos que le corresponden, igual que Cundinamarca, en lo que corresponde al trazado desde Facatativá, Madrid, Mosquera y Funza. Es así que después de llegar a un acuerdo previo con Bogotá, ya viabilizado por la Secretaría de Movilidad del Distrito, logramos que la Nación definiera su cupo fiscal y su aporte para el proyecto”, explicó, Jeimmy Villamil, secretaria de Transporte y Movilidad de Cundinamarca.

El proyecto de Ordenanza 066 de 2017 pasa ahora a estudio en comisión del Plan y Presupuesto.