Las mismas autoridades reconocen que el hurto a personas y el robo de vehículos en Bogotá aumentaron en la capital. Sin embargo, hay disminución en otros delitos.

La Alcaldía Mayor, la Policía Metropolitana, la Fiscalía y las secretarías de Gobierno y Movilidad, entregaron un informe sobre la situación de inseguridad en Bogotá.

El secretario de gobierno del Distrito, Aníbal Fernández de Soto, reconoció que el hurto a personas aumentó un 13%, mientras que el robo de vehículos subió en un 8%.

Pero a pesar de lo manifestado por las autoridades, los ciudadanos dicen que los porcentajes son mayores debido a la ola de delitos que suceden a diario en las calles.

“Ellos manejan cifras que están lejos de la realidad porque lo que uno ve y siente a diario es otra cosa. Roban, atracan, matan y no pasa nada. La verdad estamos desprotegidos y en manos de la delincuencia”, dijo un ciudadano capitalino.

El informe de las autoridades también señala que otros delitos bajaron. La extorsión tuvo una caída del 38%, el hurto a residencias en 31%, hurto a comercios 33% y hurto de bicicletas 19%.

Las autoridades recordaron los importantes golpes perpetrados en los últimos días a estructuras criminales, como el caso de los ‘Galanes’ y ‘Los Albóndiga’, estos últimos responsables de más de 20 asaltos con armas de fuego a almacenes de cadena y supermercados en las localidades de Bosa, Kennedy, Antonio Nariño, Rafael Uribe y Puente Aranda, en Bogotá, y en el municipio de Soacha.