A pesar de que uno de los nueve puntos que se discuten en las mesas de trabajo entre el Distrito y los taxistas de Bogotá tiene que ver con los más de 300 taxis de Soacha que pretenden transitar libremente por las calles de la capital, las autoridades distritales desconocieron a las municipales y los diálogos y negociaciones comenzaron sin esta última representación.


Así lo dio a conocer el alcalde de Soacha, Juan Carlos Nemocón, quien se mostró extrañado por la actitud de la administración distrital frente al tema: “Bogotá no ha llamado a ninguna autoridad de Soacha, ni al alcalde ni a ningún secretario, para pedir que se apoye la negociación”, explicó el mandatario.

Nemocón sin embargo aclaró que el paro propicia la oportunidad perfecta para que las dos administraciones se sienten y tomen las decisiones que están en mora de tomar. “Recientemente yo fui objeto de un paro por el transporte público del municipio de Soacha, hoy le corresponde a Bogotá, pero realmente el tema de fondo es el pico y placa del transporte público, ese es un aspecto que ha afectado a las dos ciudades; ya lo están manifestando los transportadores de Bogotá y me parece una oportunidad para tomar decisiones en torno a un acuerdo que ya existió en años pasados, pero que hoy en día estamos trabajando en una especie de limbo porque no existe”, agregó el mandatario.

Cabe recordar que en las mesas de trabajo que iniciaron hoy, en las que participan el Distrito, el Gobierno Nacional y el sector transportador, se tratarán nueve puntos: combatir el transporte pirata, controlar a los taxistas de Soacha que operan en Bogotá, estudiar las tarifas desde el aeropuerto y hacia éste, profesionalizar a los conductores del transporte público, regreso del pico y placa para buses y busetas, control del proceso de chatarrización, creación de zonas amarillas, reforzamiento de la identificación para taxistas, y la laboralización con seguridad social para los conductores.

Para el alcalde de Soacha solo queda esperar los resultados de la discusión, aunque sostuvo que el tema de los taxis se ha venido discutiendo con Bogotá. Incluso dijo que la semana pasada se realizó una mesa donde participaron entidades como la gobernación de Cundinamarca y el Ministerio de transporte, y se mostró confiado que este tema se supere prontamente.