Ante los resultados dados por el estudio realizado por la firma Galería Inmobiliaria, el ministro de Vivienda, Luis Felipe Henao, se mostró preocupado porque en Bogotá sigue cayendo el número de unidades vendidas mientras los precios siguen aumentando.

“Independientemente de la causa: falta de suelo, inseguridad jurídica, disponibilidad de servicios, etc., nos preocupa que lo que los hogares bogotanos ganan en reducción de sus cuotas por efecto del subsidio a la tasa de interés, se pierda con el aumento del precio de la vivienda nueva”, dijo el ministro Henao.

Entre enero y julio, según el informe, las ciudades donde más crecieron las ventas en unidades fueron Villavicencio (53,1 por ciento), Cartagena (45,9 por ciento) y los municipios Aledaños a Bogotá (25,1 por ciento).

En este mismo período, en Bogotá las ventas totales cayeron en unidades y en área (-8,9 por ciento y -6,8 por ciento), pero aumentaron en valor (7,2 por ciento), lo que implica un crecimiento del precio de ventas promedio del 16,2 por ciento.
“Llama la atención el crecimiento en el valor de las ventas, pues si se descuenta el aumento en las unidades vendidas se obtiene un aumento de los precios de venta del 5,1 por ciento, ampliamente superior a la inflación causada a julio (1,77 por ciento). Preocupa el aumento de precios porque implica que el subsidio a la tasa no estaría transfiriéndose plenamente a los compradores”, recalcó el ministro de Vivienda.
Otros datos que revela el informe: Entre enero y julio, las ventas en unidades en el rango del FRECH 2 decrecieron en tres ciudades: Bogotá (-2,2 por ciento), Medellín (-0,5 por ciento) y Barranquilla (-30,9 por ciento)

Fuente: Nuevo siglo.com.co