Colombia perdió 171.685 hectáreas de bosque por causa de la deforestación en 2020, un aumento del 8 % con respecto a las cifras del año anterior cuando fueron 158.984 hectáreas las taladas, informó este miércoles el Gobierno.

«Pese a que registramos un aumento en la deforestación del 2020, es importante destacar que esta cifra es la segunda más baja en los últimos cinco años. Todas nuestras acciones están encaminadas en acabar con este flagelo», afirmó el ministro de Ambiente, Carlos Eduardo Correa, al presentar hoy los datos.

Por regiones, los mayores datos de deforestación los tuvo la Amazónica, con 109.302 hectáreas, seguida de la Andina (28.984), la Caribe (12.896), el Pacífico (12.261) y la Orinoquía (8.242).

El municipio con el mayor aumento de hectáreas deforestadas fue San José del Guaviare, capital del amazónico departamento del Guaviare, que registró 12.097 el año pasado, 2.068 más que las 10.029 del 2019.

En los Parques Nacionales Naturales, que son zonas protegidas, el año pasado hubo un aumento del 2 % en el área deforestada, es decir, 15.886 hectáreas de bosque.

«Nuestra meta es cero deforestación al 2030. En el 2017 el país presentó el pico más alto de los últimos 20 años con 219.552 hectáreas deforestadas», afirmó Correa.

Agregó: «Durante este Gobierno hemos alcanzado una reducción acumulada de cerca del 22 %. Para el 2018 presentamos una disminución del 19 %, para el 2019 una del 10 % y para el 2020 un aumento del 8 % que ya está siendo contrarrestado con éxito en este 2021, como las cifras del monitoreo lo demuestran».

Las principales causas de la deforestación en Colombia son la praderización, que es la conversión de áreas de bosque húmedo tropical a nuevas áreas de pasto dedicadas a la ganadería; la implementación de malas prácticas de ganadería extensiva, y la extracción ilegal de minerales.

También el desarrollo de infraestructura de transporte no planificada y sin permisos, la ampliación de la frontera agrícola en áreas no permitidas y la tala ilegal de árboles con fines comerciales.

Para este 2021, el viceministro de Políticas y Normalización Ambiental, Francisco Cruz, explicó que los departamentos de Meta, Caquetá y Guaviare, que representan más de la mitad de la deforestación en el país (56,3 %), tuvieron una tendencia a la baja durante el primer trimestre de 2021.

«En términos de superficie deforestada para el primer trimestre del año 2021 para esos departamentos (Meta, Caquetá y Guaviare) se identificaron al menos 41.600 hectáreas deforestadas. Esto quiere decir que tuvimos una reducción de cerca del 30 % comparado con el mismo trimestre del año 2020, cuando se habían identificado al menos 62.200 hectáreas deforestadas», expresó Cruz.

A finales del mes pasado, el Congreso colombiano aprobó la ley contra los delitos ambientales, pendiente de sanción presidencial, que endurece las penas contra quienes atenten contra el medioambiente y crea el concepto de «ecocidio» como el daño masivo del ecosistema.

También recoge el delito explícito de la deforestación, penado con entre 5 a 12 años de cárcel, o de la apropiación ilegal de predios que impliquen la pérdida de bosque (6 a 12 años de prisión), así como el tráfico de animales (de 5 a 11 años).

Fuente: Agencia Efe
Fotografía de apoyo: Parque Chicaque