Preocupada y desconcertada, así argumenta sentirse la comunidad de La María en la Comuna tres, puesto que para ellos el futuro del sector resulta incierto. Los habitantes y la Junta de Acción Comunal dicen que la alcaldía municipal anunció que el barrio había sido seleccionado para realizar un arreglo integral de todo su espacio, noticia que según investigaciones realizadas por líderes de la zona, resultó ser falsa.


A pesar de ser legalizado hace varios años y de existir hace más de tres décadas, hasta el momento el barrio la María no cuenta con un sistema de Acueducto y Alcantarillado, hecho que genera preocupación en los residentes, porque aseguran que una vez sean terminadas las obras que se están ejecutando del plan Carrasquilla, los directamente perjudicados serán ellos, ya que todas las aguas residuales y del alcantarillado bajaran directamente a su sector.

El panorama en las calles tampoco parece prometedor para los habitantes de La María, puesto que debido al atraso en los sistemas de alcantarillado, tampoco ha sido posible llevar a cabo la pavimentación de sus calles; conjuntamente hacia el lado del canal de Río Claro se presenta una invasión de la ronda del humedal por parte de recicladores, quienes poco a poco están adentrándose hacia la fuente hídrica, rellenándola con montañas de escombros, situación que de acuerdo con la comunidad necesita una intervención urgente, tanto para proteger la integridad de las personas ahí residentes, como para realizar el que debe ser el correspondiente cuidado del canal.

“En el 2013 desde la secretaría de planeación se llamó a la Junta de Acción Comunal del barrio la María para solicitarle documentación, la cual se le fue entregada, hasta donde sabemos, ellos pasaron la documentación al Banco Interamericano de Desarrollo y al Ministerio del Interior, que es de donde se supone que saldrían los recursos para un proyecto que le habían asignado al barrio, que consistía en el mejoramiento del entorno”, relató Sandra Olave, secretaria de JAC de La María.

Según recuerda la comunidad, “en una reunión realizada por la alcaldía municipal el 15 de febrero de 2014, en el colegio Pablo Sexto, Juan Carlos Nemocon, alcalde municipal, reunió a bastantes líderes de la comuna 3 y les explicó que el barrio había sido privilegiado por el Banco Interamericano de Desarrollo al recibir unos recursos para realizar una mejora general”.

“Nos dijeron que con esos recursos se haría inicialmente la instalación del sistema de alcantarillado, organización de espacios verdes en lo que comprende la zona del canal Rio Claro y el parque que se encuentra al respaldo del mismo, también, que invertirían en el humedal y el mejoramiento de nuestros escenarios deportivos, finalmente, entendimos que destinarían una parte de los recursos para el arreglo de las fachadas de las casas de los residentes. Es decir, dieron a entender que La María había sido seleccionada por el Ministerio del Interior para la realización de un mejoramiento integral de todo el barrio”, explicó la secretaria de la JAC.

Pendientes de la promesa expuesta por la alcaldía municipal, la Junta de Acción Comunal, en cabeza de José Zabala, empezó a percibir dilatación del proceso para dar inicio al proyecto del que el barrio había sido merecedor; en vista de la demora, el líder, con el apoyo del Concejal Wilson Rodríguez, se dirigieron a la Gobernación de Cundinamarca, en donde hablaron con el Secretario César Rico, quien los dirigió al Ministerio de Vivienda.

Los líderes relataron que “el secretario nos contactó directamente con la persona encargada del tema en el Ministerio de Vivienda, la funcionaria nos dijo que le escribiéramos y que así mismo ella nos respondería por escrito, una vez recibimos respuesta al oficio que radicamos, básicamente nos respondieron que por parte del Ministerio y de la Nación nunca se había realizado un concurso como el que el alcalde nos expuso el 14 de febrero de 2014.

También nos dijeron que el Estado no cuenta con los recursos para hacer un proyecto de tal magnitud en un barrio, ya que la prioridad para el Gobierno Nacional fue el tema de las cien mil viviendas gratis a nivel nacional, y que para la realización de las viviendas el Estado adquirió un cupo de endeudamiento con el mismo Banco Interamericano de Desarrollo”, explicaron el presidente de la JAC y el concejal.

Tras la investigación realizada por el presidente de la JAC de La María y el concejal Rodríguez, ellos hicieron saber a la comunidad la situación que se estaba presentando, hecho que se prestó para generar conflicto y confusiones entre varias partes de la comunidad y dentro de la Junta de Acción Comunal.

Pese al momento crítico que empezó a prevalecer en el barrio, tanto líderes y representantes de la JAC, como la comunidad, coinciden al asegurar sentirse engañados y desconcertados frente a lo que pueda llegar a suceder con el futuro del barrio La María, pues aseguran que todo lo que se prometió mejorar son problemáticas que cada vez están afectando mucho más al sector y sus habitantes.

Para concluir, la comunidad fue reiterativa en exigir a la alcaldía municipal una explicación sobre lo sucedido, agregaron que tienen lo necesario para demostrar que los hechos sucedieron de acuerdo a lo planteado, al igual que existen registros de la reunión en la que el mandatario afirma que el barrio fue ganador de una iniciativa propuesta por el Ministerio de Vivienda.