En una calle del barrio Fátima había un retén de la policía y al hacerle el pare a un conductor, este aceleró y arrastró por más de 10 metros al uniformado.

Lo que se observa en el video es que el conductor de un automóvil rojo se lleva por delante al uniformado y como este no se suelta del capó, el hombre frena en seco y lo arroja al piso. Enseguida pasa a centímetros del agente y huye.

Algunas personas que estaban en el lugar le arrojan objetos al conductor como rechazo a lo que acababa de hacer. Al sitio llega un taxista que sube al uniformado y empieza a perseguir al agresor; se suman otros policías hasta que lo alcanzan y lo detienen.

El conductor que arroyó al policía recibió unos buenos golpes y luego fue capturado y puesto a disposición de la autoridad competente por agresión a funcionario público. Su vehículo fue inmovilizado.