NO: Porque el 80% de los habitantes son soachunos y soachunos por adopción y además tienen el ingrediente de desconocer en su totalidad la historia de Soacha, y aún más, se dejaron contagiar de la politiquería absurda y barata que no ha representado ni representará en nada para el futuro desarrollo del municipio.


La verdadera política social sí existió en los años setenta, cuando las acciones comunales eran el motor del desarrollo y se trabajó en forma conjunta con algunas entidades educativas, como el colegio Bolívar, entidad que estableció el servicio social y compró 100 picas, 100 palas y 100 azadones, herramientas que sirvieron para que 80 estudiantes durante dos horas y dos veces a la semana, ayudaran a construir el alcantarillado de 16 barrios del sector urbano de los 25 que había en ese entonces, y cuya terminación la hicieron las juntas de acción comunal. Esta obra terminada en el año de 1971 dio origen al paro cívico el 26 de Julio del mismo año, para que se firmara el contrato con la Empresa de Acueducto y Alcantarillado de Bogotá y así llego el agua potable en 1973.

El tradicionalismo politiquero comenzó su decadencia en esa época y dio paso al inicio de una política de acción social en los diferentes estamentos de la comunidad soachuna, cuando sus habitantes eran aproximadamente 100 mil.

Hoy Soacha, sin temor a equivocarme, ya no tiene en un alto porcentaje esa verdadera política social, especialmente el sentido de pertenencia que tenían las Juntas de Acción Comunal, como también las entidades educativas porque fueron politiquerizadas por el concejo municipal y desviaron el interés social para el que fueron creadas, a intereses personales, económicos y politiqueros.

El partido liberal siempre ha liderado y debe seguir liderando las grandes transformaciones políticas, económicas, sociales y religiosas.

Si hablamos del liberalismo por Soacha “L.U.X.S”, tenemos que reestructurarlo y refundarlo después de las elecciones del 30 de Octubre, y debe ser liderado por los jóvenes liberales de los diferentes estamentos de la comunidad, porque los seniles del partido ya es muy poco o nada lo que podemos aportar en conocimientos, pero sí algo en experiencia, porque no podemos olvidar que el liberalismo en Soacha está descuadernado.

La mayoría de los candidatos a la alcaldía de Soacha han hecho muchas propuestas en sus programas de gobierno, unas buenas, otras regulares y otras malas porque tan solo van a quedar en el papel; muchas no tienen un plan de desarrollo y mucho menos los recursos económicos para su realización y así lleguen a ser soluciones viables a corto y mediano plazo de tan graves problemas que tiene el municipio en: educación, salud, seguridad, viabilidad, recreación, deporte, trabajo y algo más importante que considero difícil solucionar, la pobreza debida a la desigualdad social.

Dentro del túnel de mi senilidad, hago estas diez propuestas liberales para un futuro alcalde de Soacha:

1. La realización de un censo para establecer en definitiva cuántos habitantes tiene el municipio y así saber cuál es el situado fiscal que le corresponde a Soacha y establecer porcentajes de desigualdad social, pobreza y desempleo.

2. Creación de microempresas comunitarias para generar empleo; mínimo una por comuna.

3. Creación de un ‘Abasticos’ por comuna (total 6), para general empleo y abaratar costos de la canasta familiar.

4. Construcción de un matadero regional y/o frigorífico en el sector de Canoas; para generar empleo y además prestar sus servicios a municipios vecinos.

5. Construcción de la morgue municipal o anfiteatro, para agilizar los servicios funerarios.

6. Creación de una villa olímpica en el sector de la Veredita.
7. Construcción de un macro-politécnico.

8. Solicitar al INPEC la construcción de una penitenciaria regional para generar empleo.

9. Construcción de un coliseo en el antiguo campo de los “Locos” lote calle 15, negociando con los propietarios del terreno.

10. Creación de la empresa de servicios públicos (agua, luz, aseo y alcantarillado) para reducir costos y así mismo generar empleo.
Por ahora esto y después no digan que no se les dijo.

PEJUSAVA

[email protected]