Desde hace cerca de 15 días los residentes del barrio Camilo Torres se vienen quejando del alto ruido que genera este sitio. Anoche fue la Policía y encontró decenas de personas adentro.

Las denuncias de los ciudadanos apuntan a que es un sector residencial y en pandemia están prohibidas las aglomeraciones, sin embargo, el sitio se está abriendo, concentra gran cantidad de personas adentro y el ruido que genera es alto.

“Está ubicado en el barrio Camilo Torres segundo sector y en el día funciona como local de arreglo de sonido, pero en la noche se convierte en gallera. Lo grave es que llamamos al cuadrante, vienen, entran, saludan y luego se van sin que hagan nada, pero sí nos toca aguantarnos ese escándalo”, denunció un residente de la cuadra donde funciona la gallera.

Una habitante del Camilo Torres dijo que en esa cuadra viven familias con niños, mujeres y ancianos. “Todos debemos aguantarnos esa bulla, incluso hay días que el escándalo dura hasta las 6:00 a.m. La cuadra la dejan llena de carros y nosotros que vivimos aquí no podemos entrar nuestros autos a los garajes”.

 Anoche, cuando el Toque de Queda en Soacha comenzó a las 8:00 p.m., dicen los vecinos que había bastante gente después de esa hora dentro del club gallístico, que la policía vino, pero simplemente sacó a las personas y no impuso comparendos ni sanciones, como dice la norma.

Lo cierto es que las personas son conscientes que hay que reactivar la economía y que todos tienen derecho a trabajar, pero cuestionan que no se haga dentro de la norma y que se afecte la tranquilidad, en este caso de las familias del barrio Camilo Torres de Soacha.