Casos aislados o no, un padre de familia de la Institución Educativa Compartir de Soacha denunció que recibió un refrigerio con el pan mordido. Otra persona pidió no incluir bananos verdes.

Curiosidad y malestar causó el hecho de que uno de los refrigerios entregados por la Secretaría de Educación de Soacha, a través del operador y que forma parte del PAE, haya llegado con un pan debidamente empacado y sellado, pero al que le faltaba un pedazo.

En el video se observa que efectivamente al pan le hace falta un pedazo. “Este es uno de los refrigerios que envía la Secretaría de Educación de Soacha a nuestros niños de primaria de la IE Compartir. En él se incluyen bananitos, leches y otros productos, con la particularidad que un pan viene sellado y empacado, pero a medio comer”, dijo un padre de familia.

Aunque es el único caso que se conoce y pudo haber sido involuntario, lo cierto es que el hecho causó malestar porque se empieza a desconfiar de la forma cómo empacan los refrigerios.

Otro padre de familia denunció que la mayor parte de los refrigerios los envían con los bananos demasiado verdes y en algunos casos se dañan al madurar.

Por ejemplo, en la sede principal del colegio Eduardo Santos, un padre de familia dijo que “están entregando los bananos verdes y los refrigerios incompletos”.