Aunque ya se confirmó que  no se construirá en Soacha el albergue para venezolanos que anunció la ministra del interior, el diputado Julián Sánchez “Perico” rechazó la intención del Gobierno Nacional tan pronto se enteró de la noticia.   

Perico manifestó  su indignación frente a la iniciativa que pretendía la construcción de un albergue para la población migrante venezolana en el municipio de Soacha Cundinamarca.

Dice el diputado que el municipio no cuenta con los recursos suficientes para atender a sus habitantes y garantizarles condiciones de vida digna en el marco de esta pandemia, pues las posibilidades de atención en salud se ven cada vez más reducidas debido a que no existe una infraestructura hospitalaria suficiente para poder garantizar el derecho a la salud y a la vida de los soachunos.

Adicionalmente, Soacha le ha dado refugio a 45 mil víctimas del conflicto armado, ha recibido miles de habitantes expulsados de Bogotá por la falta de suelo urbanizable del Distrito y hoy tiene cerca de 30 mil hermanos venezolanos, por lo que la construcción de albergues de este tipo, promoverá una mayor migración al municipio el cual ya no soporta la carga social que se le ha impuesto.

El diputado Perico, le hizo  un llamado al Gobernador de Cundinamarca Nicolas García Bustos y al Alcalde Municipal, Juan Carlos Saldarriaga, para que conjuntamente exijan lo que Soacha merece, no solo en el marco de la crisis sanitaria, sino también en la mirada social que el Gobierno Nacional tiene frente al Municipio, reiterando que Soacha no puede seguir siendo el sótano del país, en el que se ponen los problemas para apagarles la luz y no volver a verlos jamás.