En Japón han demostrado que ver imágenes de cachorros de animales nos hace más productivos, sin embargo, observar animales adultos, no produce ningún efecto.


Un nuevo estudio científico realizado por investigadores de la Universidad de Hiroshima (Japón) y publicado en la revista PLoS ONE revela que ver vídeos y fotografías de cachorros y bebés animales mejora nuestra destreza en habilidades no motoras y nos vuelve más rápidos, productivos y eficaces a la hora de completar las tareas. Las fotografías o filmaciones de animales adultos, sin embargo, no tienen ningún efecto sobre nosotros.

En base a sus experimentos con sujetos que desempeñaban distintas pruebas antes y después de ver imágenes de cachorros, los investigadores concluyen que los kawaii – palabra japonesa que se puede traducir como «monería» o «preciosidad» y que se usa para designar aquello que nos produce emociones positivas, por ejemplo, contemplar imágenes de cachorros o bebés animales- no solo nos hace sentir bien, sino que afectan a nuestro comportamiento, sobre todo a la hora de desarrollar tareas que nos exigen ser cuidadosos, probablemente porque contribuyen a centrar el foco de atención. Según los autores, el efecto de este tipo de imágenes se podría aprovechar en situaciones específicas como a la hora de conducir -colocando fotos de cachorros en el salpicadero de autobuses y camiones- o para mejorar el rendimiento de los trabajadores de una oficina.

Fuente: muy interesante