Acciones de mantenimiento mediante reforestación con la siembra de más de 11.000 árboles nativos y el cerramiento y delimitación de los predios adquiridos por Cundinamarca para garantizar la disponibilidad hídrica, se pusieron en marcha con la firma de convenios con cuatro municipios por un valor total de $100 millones.


“Hemos firmado los convenios con los municipios de El colegio por 45 millones de pesos; Cachipay, 20 millones; Tibirita 20 millones y Tenjo por 15 millones para una inversión total de 100 millones, que nos permitirán adelantar procesos de mantenimiento mediante la siembra de más de 11.000 árboles nativos, y el establecimiento de cercas vivas y de alambre en el perímetro predial, con el fin de proteger las plantaciones realizadas y aislar determinadas áreas de la presencia de ganado”, destacó la secretaria del Ambiente de Cundinamarca, Marcela Orduz.

Los convenios firmados hacen parte de la puesta en marcha del “Programa Bienes y Servicios Ambientales Patrimonio de Cundinamarca”, que hace referencia a garantizar el derecho al ambiente sano con calidad de vida para los cundinamarqueses, preservando la oferta de bienes y servicios ambientales para asegurar la prestación de sus servicios derivados, haciendo énfasis en las áreas de interés hídrico, incorporando principios de educación ambiental, responsabilidad y sensibilización, además de promover la participación ciudadana en la gestión ambiental local.

Estos convenios se firmaron inicialmente con los municipios ganadores del concurso de pesebres adelantado a finales de 2013.