En las instalaciones del claustro educativo de la suboficialidad y con la presencia del director nacional de la Policía, Brigadier General Oscar Adolfo Naranjo Trujillo, se realizó el acto conmemorativo a los 62 años de la Escuela de suboficiales Gonzalo Jiménez de Quesada, ubicada en Sibaté.


Se contó también con la presencia del director nacional de escuelas, Brigadier General Rodrigo González Herrera, el coronel Freddy Alberto Tibaduiza, director de la Institución, varios mandos policiales y el alcalde de Sibaté, Ramiro Orlando Ramírez, para dar cumplimiento a la jornada donde recibieron mención de honor varios integrantes de la institución al cumplir 50 años de haber prestado sus servicios en ella. Así mismo fue reconocida con el escudo Gonzalo Jiménez de Quesada, la labor del gerente de PROTEICOL, Rubén Darío Ochoa, gracias al apoyo invaluable brindado a la institución por varios años.

De otra parte fue inaugurado por los mandos institucionales el nuevo comedor Gonzalo Jiménez de Quesada, el cual prestará servicio a cerca de mil uniformados, buscando mayor comodidad para quienes se capacitan y permanecen a diario en la institución. La obra desarrollada en cuatro meses aproximadamente, tuvo un valor cercano a los 3 mil millones de pesos y cuenta con una moderna infraestructura con áreas verdes, al tiempo que conserva en su fachada el aspecto tradicional del antiguo seminario. El mismo Director de la escuela fue el encargado de realizar el corte de la cinta con lo que se inauguró oficialmente la obra.

De igual forma fue presentada la primera edición del libro Crónicas y Vivencias de la sub oficialidad y el mando ejecutivo, este proyecto surgió gracias al emprendimiento del Brigadier General Rodrigo González Herrera y en él se encuentran plasmadas algunas historias tomadas del acontecer policial, las cuales son contadas por sus propios protagonistas.