El reporte de la Secretaría de Gobierno de Bogotá indica que el viernes 30 de abril se atendieron 12 movilizaciones, especialmente en las avenidas El Dorado y Suba, en la calle 80 y las autopistas Norte y Sur.   

Debido a disturbios y hechos vandálicos, el ESMAD intervino en sectores como la avenida El Dorado con calles 26 y 63, donde además se registró la quema de un vehículo particular. Por su parte, en la vía a La Calera y el barrio El Carmelo de Kennedy, se presentaron saqueos. En la avenida Ciudad de Cali con calle 36 Sur, los manifestantes bloquearon la vía y prendieron fogatas sobre la calzada.

La Secretaría de Gobierno informó también que 3 semáforos resultaron vandalizados, 10 buses troncales de Transmilenio fueron atacados, 50 buses zonales dañados y hubo afectaciones en las estaciones Biblioteca El Tintal, Patio Bonito, Normandía y Modelia, donde varios encapuchados intentaron incendiar uno de sus ingresos.

Finalmente, el funcionario aseguró que “las protestas en Bogotá́ y el país demuestran un enorme desespero e impotencia ante la crisis social. Esta bomba de tiempo hay que desactivarla ya. Trabajamos para lograr que esta tercera ola de Covid-19 no colapse nuestros hospitales y termine cobrando más vidas. Igualmente trabajamos para garantizar la seguridad y el orden público ante hechos de violencia”.

Foto: lafm