La segunda etapa de la XI Clásica ciclística de Soacha, que partió desde el municipio de Anapoima para los competidores élite-sub 23, y de Viotá para damas, juvenil y prejuvenil, representó un esfuerzo mayor del que habían contemplado los corredores y sus equipos. Los campeones de 2015 sostienen su título por ahora.


ganadores-clásica-soacha

ganadores-clásica-soacha

En la mañana del jueves las categorías prejuvenil y juvenil fueron las primeras en salir desde Viotá, seguidos por la damas. El trayecto de la segunda etapa de la XI Clásica de Soacha les representó en tiempo a los pedalistas un promedio de tres a cuatro horas, siendo los participantes de la categoría juvenil los primeros en arribar al parque central de Soacha.

La categoría élite-sub 23 salió después de la damas, desde Anapoima, sin embargo las cabezas de la competición llegaron a la meta poco antes. Todos los competidores entraron a Soacha pasando por El Charquito, seguido por Canoas para ingresar al centro del municipio.

“Hemos tenido aproximadamente 340 corredores, en la categoría élite 110 ciclistas tomaron la partida desde Anapoima. La etapa representó un alto nivel de dificultad, ya que en su mayoría es subida; no obstante demostraron un ritmo bastante exigente”, describió Marcela Martínez, directora de la Clásica Soacha.

Los campeones de la segunda etapa coincidieron al describir el recorrido como una dura prueba que requirió explotar toda la preparación que han venido trabajando en lo corrido de 2016.

Los primeros en cruzar la meta en cada categoría fueron:

En prejuvenil, Andrey Rodríguez, del equipo Benros Esteban Chávez. Su homónimo de la categoría juvenil fue Jackson Pérez, del equipo soachuno Merca Ronny. En damas, sosteniendo su título como campeona de la Clásica de Soacha en 2015, la pedalista Ana Cristina Sanabria, con su equipo Bogotá mejor para todos. Finalmente, el campeón de la segunda etapa fue el competidor de nacionalidad ecuatoriana Jonathan Caicedo, quien también defiende su título como triunfador en el 2015.

Jackson Pérez, campeón de la categoría juvenil, reconoció la complejidad del recorrido planteado por el Instituto Municipal de Recreación y Deportes de Soacha (IMRDS)

“La etapa fue realmente dura, además los contrincantes se destacaron por ser demasiado fuertes. Gracias a Dios se nos dio el embalaje y culminamos siendo los primeros de la etapa, nos seguiremos esforzando para sostener el título hasta el término de la carrera”, expresó.

Entre tanto la pedalista Ana Cristina Sanabria, imponiéndose sobre la ruta, manteniéndose en el primer lugar, manifestó su comodidad al competir en el evento deportivo más grande del municipio.

“Me he sentido muy bien estos días corriendo con grandes pedalistas como Liliana Moreno y Luz Adriana Tovar, entre otras corredoras que inspiran mucho respeto. Esta fue una etapa dura por la cantidad de kilómetros en subida, pero el ideal fue ejecutar la carrera con prudencia para aguantar al final y lograr la etapa”, culminó la líder.

La clásica proseguirá este viernes entre Fusagasugá y el Alto de Romeral de Sibaté.