El municipio de Guatavita, en la provincia del Guavio, rica reserva hídrica del departamento, fue un punto más de encuentro de la gira Gobernador en Casa, Hechos Concretos, a través de la cual la administración cundinamarquesa les entrega a las comunidades obras y servicios que satisfacen sus necesidades más urgentes.


El récord guinness de construcción de placa huella lo tiene la vereda Carbonera baja donde la entrega de una placa huella de 160 m convierte a la Junta de Acción Comunal de esa vereda en la primera en alcanzar el mayor número de metros de vía adecuados, con un valor de $50 millones entregados por el Instituto de Acción Comunal de Cundinamarca, Idaco, en la segunda convocatoria para las JAC, vigencia 2017.

“Sin duda alguna es un gran logro de esta administración en asocio con la Junta de Acción Comunal, en cabeza de su presidente, Armando Cortés”, dijo el Gobernador.

Asimismo, se entregó una obra que fue llamada «mágica», pues en varias oportunidades fue prometida a los pobladores de la vereda Potrero Largo, sector Palacio: se trata del puente vehicular contiguo al IED José Gregorio Salas y un encintado de 148 m. La obra beneficia a más de 70 familias y a la cooperativa de lecheros del municipio y fue denominada «el Puente de la verdad».

También junto al alcalde de Guatavita, Roberth Yamith Peña y el gerente de Idaco, Julio Roberto Salazar Perdomo, se entregaron 150 m de placa huella lineal en la vereda Guandita, otro gran logro del trabajo con las JAC cundinamarquesas

De otra parte, el gobernador Rey instaló la primera piedra de la obra de remodelación del polideportivo municipal de Guatavita, obra que es producto de un convenio con el municipio y que tendrá una inversión de $800 millones.