Poco se sabe del proceso de concertación entre el municipio y las empresas transportadoras luego del paro del pasado sábado 28 de agosto cuando conductores y propietarios decidieron protestar por la implementación del nuevo plan de rodamiento.


Ese día las partes se reunieron y acordaron la realización de mesas de trabajo las cuales han avanzado positivamente.

Se sabe que van tres mesas de trabajo y que hoy se realizará la cuarta donde se busca que los transportadores acaten la medida establecida desde la dirección de transporte, la cual persigue que cada vehículo legal de servicio público se someta a un estricto control de ruta y despacho. Sin embargo el nuevo plan de rodamiento que pretende poner a funcionar el municipio ha tenido algunos reparos debido a que hay zonas con bastante oferta de pasajeros y el número de vehículos asignados no es suficiente. Otro aspecto que los conductores alegan es la inseguridad en algunos sectores y que según la dirección de transporte es obligación cubrir.

Pero el tema de esta semana es el resultado de las mesas de trabajo que comenzaron el pasado lunes 30 de agosto, fruto de la reunión realizada en el salón de protocolo el mismo día del paro entre gerentes de empresas de transporte, autoridades de policía y representantes de la alcaldía. Ese día se acordó revisar conjuntamente el plan de rodamiento para que en un término máximo de quince (15) días, mediante un acto administrativo, se realizaran los ajustes correspondientes a la resolución 793 de 2005.

La revisión del plan y lo estipulado en la mencionada resolución se acordó hacerla en las mesas de trabajo que terminan esta semana, de las cuales muy poco se sabe. Ni el director de transporte William Ardila ni los gerentes de las empresas se manifiestan sobre lo avanzado hasta el momento, argumentando que se hizo un acuerdo para no hablar con medios de comunicación.

Mientras autoridades y transportadores mantienen el hermetismo y no dan explicación alguna sobre el avance de las mesas de trabajo, la ciudadanía permanece a la expectativa debido a los rumores de paro que circulan en el municipio.

Periodismo Público habló con algunos conductores y propietarios que cubren rutas a San Mateo y Compartir sobre este delicado tema y todos coinciden en manifestar que lo que las empresas han dicho es que esta semana concluyen las mesas de trabajo y que a partir de esos resultados se tomará una decisión. *Jaime Velásquez, conductor de la empresa Cardelsa dijo que la decisión de convocar a paro sigue viva. “Todo depende de los resultados de esas reuniones y de lo que nos digan los dueños”, manifestó.

Hablando con conductores, propietarios, algunos gerentes que se negaron a que se les grabara su testimonio y con autoridades del municipio, se concluyó que cualquier cosa puede pasar. La amenaza de paro sigue latente pero también se evidencia el esfuerzo por concertar y llegar a un acuerdo para que de una vez por todas se comience a organizar el transporte en el municipio.

*Nombre cambiado a solicitud del entrevistado