A pesar de que el pasado 22 de noviembre comenzó a levantarse una estructura metálica que hace parte de la obra para construir el puente del Humedal Tierra Blanca, los trabajos fueron detenidos desde el pasado jueves. La comunidad permanece a la expectativa, debido a la desinformación existente, pues no se sabe quién inició esta obra, ni qué va a pasar con el resto del proyecto.


Vale la pena recordar que la construcción del puente fue uno de los compromisos adquiridos por el gobierno municipal, luego de la realización del cabildo abierto del 22 de abril de 2012. En ese sentido, el pasado mes de julio, año y tres meses después de hecho ese compromiso, se conoció que la obra tendría un valor total de ciento cincuenta millones de pesos, y que su construcción era el resultado de una donación hecha por la Constructora de Bolívar a la comunidad, por medio de un Contrato de donación con finalidad específica, celebrado con la Fundación Gestión por Colombia (Fungescol), que a su vez contrató al Ingeniero John Mario Vargas para ejecutar el proyecto.

No obstante, aunque se cuenta con el presupuesto, los estudios y los diseños para iniciar con la obra, hasta hoy lo único que se ha hecho es el montaje de la mencionada estructura metálica, porque no se ha podido avanzar más debido a la falta de una licencia de ocupación de espacio público, que es necesaria para poder realizar la construcción del puente:

“La comunidad está un poco desconcertada, pues aunque efectivamente desde hace un par de semanas se han venido realizando trabajos para la construcción de una estructura metálica en el sector de Santa Ana Arizona, los vecinos aún no tienen claro para qué va a ser esa estructura. Sospechan que es para el puente pero no ha habido oficialmente un pronunciamiento que les indique qué es lo que se está haciendo, aparte de que no se sabe quién está haciendo la obra”, explicó Iván Parra, Edil de la comuna uno.

Parra resaltó que la limitación que ha tenido el desarrollo de la obra, es que no se ha expedido la licencia de ocupación de espacio público para poder realizar los trabajos sin ningún contratiempo.

“Se ha dicho que no había licencia de ocupación de espacio público para construir el puente, y que por eso se había parado la obra. Los cuatro trabajadores que estaban laborando duraron aproximadamente quince días trabajando en forma, pero desde la semana pasada cesaron sus labores y no sabemos por qué lo hicieron. El problema es que lo que alcanzaron a hacer no nos fue notificado, además tampoco sabemos quién mandó a los obreros, mucho menos quiénes hicieron esto”, agregó Mery Ortiz, habitante del barrio Santa Ana sector Arizona de la comuna uno.

“Empezaron a trabajar con mucho furor, pero pararon la obra el pasado jueves luego de que el martes llegara una comunicación en la que nos explicaron que tenían que parar los trabajos porque faltaba una licencia de ocupación de espacio público. No tenemos mucho conocimiento sobre lo que está sucediendo, pero es algo que nos está afectando muchísimo, pues se supone que cuando se inicia una obra es para finalizarla, sin embargo en este momento no se ha hecho el pilotaje ni nada por el estilo. Parece que las cosas van a quedar inconclusas porque uno ve que todo quedó botado sin saber hasta cuándo”, sostuvo Nicolás Romero, residente de Santa Ana sector Arizona.

Teniendo en cuenta lo anterior, para el próximo sábado 14 de diciembre, a las 9:00 am, se tiene prevista una reunión en el sector de influencia de la obra del puente, que contará con la presencia de la Secretaría de Planeación, Fungescol, y el Ingeniero encargado de la obra. Se espera que en este encuentro se pueda socializar con los vecinos y los líderes del sector, exactamente cuánto va a durar la obra, cuáles van a ser sus alcances y se explique qué se va a hacer, para que haya claridad sobre los trabajos que se iniciaron y sobre el desarrollo del proyecto.