El Plan 500 tiene como objetivo intervenir 500 kilómetros de vías secundarias a cargo del Departamento mediante la operación de cinco casetas de recaudo.

Con la publicación de los proyectos de pliego de condiciones para mejorar y rehabilitar diez corredores viales y anuncios por más de $446.800 millones, el gobernador de Cundinamarca, Nicolás García, puso en marcha el Plan 500, el proyecto más ambicioso de su gobierno en materia de infraestructura vial, que tiene como fin intervenir 500 kilómetros de vías a cargo del Departamento.

“El departamento tiene finanzas muy sólidas, pero siempre serán más las necesidades que los recursos para atenderlas. Por eso es prioritario buscar nuevas formas para apalancar los proyectos. Hoy tenemos una inversión superior a los $200 mil millones en infraestructura, pero mientras tanto trabajábamos en el proceso contractual de este Plan 500. Inicia la primera fase, en 20 días la segunda etapa contractual y en tres meses la tercera. Los primeros dos bloques tendrán una inversión superior a los $443.000 millones y el siguiente, una cifra similar”, dijo el Gobernador.

En la plataforma de contratación pública Secop II, el Instituto de Infraestructura y Concesiones de Cundinamarca (ICCU) publicó los tres procesos que contienen los proyectos de pliegos de condiciones de las siguientes vías:

VíaValor (en millones de $)Municipios impactados
Mejoramiento y rehabilitación de la vía Troncal del Guavio (Ubalá- Sueva)$           50.000Guasca, Guatavita, Junín, Gachetá, Gama, Ubalá, Gachalá
Mejoramiento y rehabilitación de la vía que comunica el casco urbano del municipio de Villeta con el casco urbano del municipio de Útica$           35.000Villeta, Quebradanegra y Útica
Mejoramiento y rehabilitación de la vía desde el sector del Boquerón hasta el casco urbano del municipio de Cabrera$           30.000Pandi, Venecia, Cabrera
Mejoramiento y rehabilitación de la vía desde el sector de Siberia hasta el casco urbano del municipio de Tenjo$            22.000Cota, Tenjo, Tabio
Mejoramiento y rehabilitación de la vía desde el sector de la Shell, municipio de Fusagasugá, hasta el casco urbano del municipio de San Bernardo$           20.000Fusagasugá, Arbeláez, San Bernardo
Mejoramiento y rehabilitación de la vía desde el casco urbano del municipio de Pulí hasta el municipio de San Juan de Rioseco$           20.000San Juan de Rioseco, Pulí y Beltrán
Mejoramiento y rehabilitación de la vía desde el sector de Los Alpes hasta la inspección de Reventones del municipio de Anolaima$            20.000Albán, Guayabal de Siquima, Quipile, Bituima y Anolaima
Mejoramiento y rehabilitación de la vía El Codito – El Triunfo – La Cabaña$             14.000La Calera, Bogotá
Mejoramiento y rehabilitación de la vía Troncal del Tequendama (Chusacá – El Colegio – El Triunfo – Viotá – El Portillo) mediante la atención de siete sitios críticos$             8.000Soacha, Anapoima, El Colegio, Viotá, Tocaima y San Antonio del Tequendama
Mejoramiento y rehabilitación de la vía que comunica la inspección Santandercito al casco urbano del municipio de San Antonio de Tequendama$             5.600San Antonio del Tequendama

Dentro de las obras que se destacan está la Troncal del Guavio, con una inversión de $50.000 millones para mejorar este corredor vial que por años han solicitado los habitantes de la provincia, especialmente de los municipios de influencia como, Guasca, Guatavita, Junín, Gachetá, Gama, Ubalá y Gachalá.

Adicionalmente, 5 kilómetros de la vía alterna La Calera desde El Codito hasta el sector de La Cabaña, donde se destinarán 14.000 millones de pesos gracias al convenio que se firmó con el Instituto Nacional de Vías – Invías.

Este proyecto garantiza la disminución en los tiempos de transporte, el mejoramiento de la movilidad y el fortalecimiento del desarrollo productivo de la zona oriente de Cundinamarca, impactando de manera positiva a más de 50 mil habitantes de la provincia del Guavio y de Bogotá.

En el marco del Plan 500, el Gobernador también anunció otras obras que serán publicadas en el Secop II a partir del mes de abril de este año:

VíaValor estimado
(en millones de $)
Municipios impactados
Troncal del Rionegro $               90.000Zipaquirá, Pacho, La Palma, Villagómez, Paime, El Peñón, Topaipí, Yacopí y San Cayetano
Ubaté – Lenguazaque – Guachetá $               35.000Ubaté, Lenguazaque, Guachetá
Sibaté – Fusagasugá – Pasca $               15.000Sibaté, Fusagasugá, Pasca y Silvania
Variante de Cota $               20.000Cota y Chía
Placa Huellas $               20.000Sasaima, La Vega, Caparrapí, Junín, Yacopí, Puerto Salgar, Guaduas, Chaguaní
Briceño – Zipaquirá $               14.000Tocancipá y Zipaquirá
San Francisco – Supatá $               11.000San Francisco y Supatá
Casablanca – Humedal Gualí$               4.000Funza

El mejoramiento y la rehabilitación de estos corredores permitirá consolidar el flujo productivo del Departamento, fortalecer la competitividad, reducir costos de transacción y tiempos de desplazamiento y garantizar el acceso a bienes y servicios.

Para cofinanciar el Plan 500, el Gobierno Departamental, a través del Instituto de Infraestructura y Concesiones de Cundinamarca – ICCU, gestiona los recursos mediante la operación y recaudo de cinco casetas de peaje:

*PUESTAS EN FUNCIONAMIENTO EN EL 2021

  • Amoladero: Troncal del Guavio (Guasca – Gachetá – Ubalá – Gachalá)
  • Pacho: Troncal de Rionegro (Zipaquirá – Pacho – La Palma)
  • La Balsa: Ubaté – Lenguazaque – Guachetá
  • San Miguel: Chusacá – Sibaté – Fusagasugá – Pasca

En operación desde el año 2011 (ejemplo exitoso en Cundinamarca de este modelo de operación)

  • Nuevo Salto: Chusacá – El Colegio – El Triunfo – Viotá – El Portillo

Anteriormente administrado por la Concesión Troncal del Tequendama y desde el 1 de abril de 2021 por el Instituto de Infraestructura y Concesiones de Cundinamarca.

Con la puesta en funcionamiento entre febrero y marzo de 2021 de las tres casetas nuevas y la inclusión de las dos ya existentes, se ha logrado recaudar $33.273 millones, a corte del 8 de febrero de 2022.