Al ser un problema creciente en toda la comuna uno, los jóvenes drogodependientes están empezando a ser vistos como un sector de la población que merece recibir una atención adecuada con el fin de ayudarlos a establecer un proyecto de vida que les permita salir adelante. Este es el caso de la Junta de Acción Comunal (JAC) de Villa Italia, que a diario se esmera para que los muchachos encuentren el camino adecuado.


De acuerdo con la propuesta de los líderes de Villa Italia, todos los jóvenes del municipio deben ser vistos como parte importante de la sociedad y en la misma medida se les debe ofrecer las oportunidades y los espacios para que ellos mismos se reconozcan como un eje primordial del desarrollo y la construcción de tejido social.

En este sentido, la inclusión de los jóvenes drogodependientes en las iniciativas pensadas para promover el progreso, es el primer paso para que cada uno de ellos empiece a darse una oportunidad y se encamine a formar un proyecto de vida e incluso empiece a retribuir ese apoyo a sus comunidades. Se espera entonces que empiecen a generar un impacto positivo tanto en la seguridad como en la promoción de la buena utilización del tiempo libre y el sentido de pertenencia por el territorio.

“Para empezar, esperamos apoyarnos de nuestros muchachos para que sean partícipes y promotores de todas las actividades que se llevan a cabo en el barrio. Desafortunadamente, las personas los señalan mucho y la misma sociedad se ha encargado de cerrarles las oportunidades; por ese motivo vamos a empezar a integrarlos para que de esta forma se sientan útiles a la sociedad”, manifestó Julián Gutiérrez, presidente de la JAC de Villa Italia.

Uno de los grandes talentos, desperdiciado en la mayoría de los jóvenes inmersos en ese problema, es el arte gráfico. Pensando en esa oportunidad y en la posibilidad de embellecer los entornos de Villa Italia, los jóvenes y los líderes del barrio están organizando todo para pintar y restaurar la cancha de microfútbol, de la que ellos se ven principalmente beneficiados.

Por su parte, Nancy Rivera, secretaria de la JAC, expresó la importancia de tratar y enfocar el horizonte de cada uno de los muchachos con dedicación, para que puedan tener una segunda oportunidad.

“El problema que se manifiesta en todo el municipio es que estos jóvenes no le ven el sentido a la vida, muchas veces por ese motivo es que se refugian en las drogas. Lo que queremos es hacerles ver que ellos también valen para nuestra comunidad”, agregó.

La educación es un factor imprescindible para que cada uno de los involucrados pueda formar un proyecto de vida estable que les permita enfocarse en la correcta utilización del tiempo libre, por eso la JAC está buscando alianzas estratégicas con las universidades y entidades del municipio para que los jóvenes puedan asistir a diplomados y carreras profesionales que lleguen directamente a ellos, en forma de escuelas itinerantes.

Finalmente, cabe resaltar que la comunidad piensa realizar un bingo bazar para conseguir recursos y con ellos promover programas, espacios y hasta conseguir elementos tecnológicos para combatir la delincuencia.