Mole es un bar que ofrece una sensación visual y gustativa única por medio de la coctelería molecular, una experiencia diferente a la hora de rumbear con una propuesta novedosa en mixología basada en los principios de la química y la física que va a marcar la diferencia en las noches soachunas.


mole-2.jpg

Tradicionalmente Mole Bar ha venido funcionando en la calle 85 de Bogotá, pero ahora llega a Soacha para ofrecer noches y sensaciones diferentes para quienes buscan una mezcla perfecta en un coctel y pasar un rato agradable con amigos y familiares.

Aunque aún no se ha inaugurado formalmente, Mole Bar abrió hace tres semanas en la zona Rosa de Soacha.

“Hemos tenido muy buen aceptación, buenos comentarios de parte de la gente de Soacha, es darle una nueva cara a la zona de rumba del municipio”, dijo Yuri González, manager de Mole Bar.

Uno de los valores agregados de Mole Bar en Soacha es habilitar cuatro pisos para atención al público y crear un club de comedia que funcione uno o dos días a la semana, tal y como se hizo el pasado jueves.