Nuevas vías para desembotellar a Soacha y conectarla con Bogotá y otras regiones del país, fue la principal conclusión de este encuentro realizado el domingo.

En una reunión con el director general del Instituto Nacional de Vías (INVÍAS), Juan Esteban Gil, la gerente de la Empresa Férrea Regional (EFR), Jeimmy Villamil, y el gerente general del Consorcio 40, Francois-Regis Le Miere, el alcalde de Soacha, Juan Carlos Saldarriaga, aseguró el compromiso de los diferentes entes regionales y nacionales para la construcción de diferentes proyectos viales que se ejecutarán durante este cuatrienio. Entre ellos están las fases 2 y 3 de Transmilenio, pasos a desnivel, puentes vehiculares y anillos viales que mejoren sustancialmente los tiempos de movilidad y desembotellar la ciudad con el sur del país.

En un recorrido por la ciudad, se identificaron los puntos a intervenir, los cuales se convertirán a futuro en las conexiones que tendrán los soachunos y los viajeros para desplazarse hacia la capital del país. El director general del Instituto Nacional de Vías (Invías), Juan Esteban Gil, rescató el compromiso del Gobierno Nacional en trabajar por el desarrollo de las ciudades más importantes.

“Nos ha pedido el señor presidente de la república pensar en nuevas conexiones, y es así como hemos venido haciendo recorridos a las zonas en donde podríamos generar integración de las vías, que por ejemplo vienen desde Villavicencio hacia Bogotá y Soacha para conectar con la vía Girardot”, destacó el director del INVIAS.  

El alcalde de Soacha, Juan Carlos Saldarriaga, hizo énfasis en el balance de la jornada con los cuatro compromisos que se empezarán a ejecutar.

 “Primero, avanzamos en unos temas específicos para la construcción de las etapas 2 y 3 de TransMilenio. Segundo, avanzamos en garantizar el corredor verde que el señor director y el Presidente de la República quieren hasta el Salto del Tequendama, que sería hermoso e icónico para la ciudad. Tercero, la conexión de la Avenida Longitudinal sur oriental del país, que conectaría a Sibaté, Soacha y a Bogotá con los Llanos Orientales, y finalmente, desconectar a Soacha de la AutoSur mediante la vía novena de San Mateo, convirtiendo la Avenida Terreros en un anillo vial y en la variante sur oriental de Soacha hacia Bogotá», afirmó el mandatario.

Finalmente, el mandatario local agradeció el compromiso y el trabajo en equipo, ya que esta es la única forma en la que se cumplirán y ejecutarán las obras anteriormente mencionadas, impulsando la conectividad, la reactivación económica y la generación de empleo que requiere la ciudad.