Llegan con uniformes, instrumentos y cajas de vacunas o droga, convencen a los abuelos y una vez adentro, los falsos enfermeros proceden a robar computadores, teléfonos, joyas y dinero.   

Son varios los casos que se conocen, pero uno de los más recientes y de alto monto ocurrió en el barrio El Campín de Bogotá. Allí los falsos enfermeros engañaron a un par de adultos mayores y lograron ingresar a la vivienda; una vez adentro, robaron dinero y objetos de valor, cuyo monto supera los 100 millones de pesos.

Lo que aseguran testigos es que los falsos enfermeros (hombres y mujeres), llegan en un carro particular, en algunos casos con vacunas, una caja de medicamentos y elementos médicos, luego abordan a los adultos para convencerlos que vienen de su EPS y que los dejen entrar.

También leer: Capturan en Barranquilla a delincuente que asesinó a un patrullero en Tena, Cundinamarca

 Se han presentado casos donde los delincuentes, luego de ingresar, encierran a sus víctimas en el baño y luego proceden a inspeccionar toda la casa o el apartamento y llevarse los objetos de valor.

Finalmente, se recomendó a los ciudadanos, especialmente adultos mayores, que estén atentos para no dejar entrar a desconocidos, y menos cuando no se ha programado ninguna visita con su EPS.