Diferentes actores sociales preocupados por la situación que se viene presentando en la parte alta de la vereda El Peñón, se dieron cita en la sala de juntas del despacho municipal para conocer el avance del proceso en contra de la empresa Comind S.A., multinacional minera que explota arena sílice en este sector del municipio.


Durante el encuentro, el representante de la comunidad pidió la nulidad de los decretos 117 del 2009 y 164 del 2011 y argumenta que estos actos administrativos no tuvieron los estudios de viabilidad, ni la investigación técnica para poder aumentar el tonelaje de las volquetas que transportan el material por las vías del Peñón y la vereda San Miguel. (La empresa Comind SA debe ubicar la señalización de tránsito pertinente en la vía según petición del Ministerio del Interior).

Así mismo, muestra preocupación por los daños ambientales, grietas en las viviendas cercanas a la vía, afectación a cultivos, enfermedades en los habitantes y animales; situación que se vienen presentando desde hace más de 7 años por la explotación minera por parte de la empresa Comind S.A y otras canteras ilegales. También están inquietos por saber el por qué la Corporación Autónoma Regional de Cundinamarca CAR no ha entregado los estudios de aguas ni ha tomado las medidas legales y constitucionales para cerrar las minas y proteger los recursos naturales.

Por su parte, el alcalde Luis Roberto González y la Administración Municipal tienen toda la voluntad de ayudar y estar de la mano con la comunidad y se comprometen a citar a los miembros de la empresa Comind SA para darle a conocer las inquietudes que tiene los habitantes acerca de esta problemática y poder desarrollar una mesa de trabajo que involucre a todos los actores sociales para llegar a posibles acuerdos y mitigar el impacto ambiental en la mayor medida posible.