Con una inversión aproximada a los $60 millones, la ESE María Auxiliadora cuenta ahora con una nueva Sala de Partos completamente dotada con equipos como carro de paro, monitor de signos vitales, incubadora, bomba de infusión de doble canal, camilla para la adaptación neonatal, succionador y cama gineco obstétrica, esta última con un nuevo concepto de seguridad para las maternas.


La nueva sala, que brinda mejores condiciones de parto a las maternas mosquerunas, hace parte de la estrategia Institución Amiga de la Mujer y la Infancia (IAMI), que se viene desarrollando en Mosquera y que contempla también la entrega de un kit materno que contiene la primera muda de ropa, dos pañales, crema y pañitos para la atención del recién nacido.

Igualmente, el primer control posparto que se requiere en los tres días siguientes al nacimiento del bebé, se realiza de forma domiciliaria, para evitar el desplazamiento de las maternas a las instalaciones del hospital e incluye el servicio de traslado a la Registraduría del municipio, para facilitar el trámite del registro civil del recién nacido.