En el coliseo León XIII, ayer se dieron cita las beneficiarias del programa familias en acción con el objetivo de elegir las nuevas madres que ejercerán el liderazgo en cada uno de los barrios de la comuna tres.


Cerca de 14 madres del programa familias en acción entregaron su liderazgo a las nuevas representantes encargadas de realizar el acompañamiento a la comunidad; fueron elegidas por los propios habitantes de los barrios y tendrán la responsabilidad de comunicar la información necesaria para mantener los subsidios y la asistencia a las reuniones y capacitaciones, orientadas al mejoramiento de la población.

Esther Agudelo, habitante del barrio la Despensa, se desempeña como madre líder desde la elección del 26 marzo pasado; su gestión se ha centrado en prestar capacitación a las demás madres en procesos de reciclaje, artesanía en pedrería y capacitación en crecimiento personal. Otras líderes han realizado capacitaciones acerca del buen trato, la drogadicción y cursos de porcelanicrón.

El enlace municipal para Soacha David Alexander Ramírez, quien es el encargado de apoyar el desarrollo y ejecución del Programa Familias en Acción dentro del Municipio, felicitó a las líderes y les agradeció por la responsabilidad e interés que le han puesto; de igual manera pidió a las madres que han venido trabajando y que conocen el programa, continuar con la asesoría para las personas nuevas que llegan, articulando procesos de integración orientados a la comunidad.

Actualmente en Soacha más de 22.000 personas se encuentran como beneficiarias del programa; su principal objetivo es aportar a la nutrición de los niños que hacen parte de la población vulnerable y de los menores que están inmersos en el sistema educativo para evitar la deserción escolar e incentivar la continuidad de la educación formal.

El programa está garantizado hasta el año 2010, “se espera continuar con el proceso y tener la posibilidad de abrir nuevamente inscripciones para el primer semestre del próximo año, la idea es integrar a los soachunos que se han quedado por fuera de este programa”, explicó.

Las personas que pueden ser beneficiarias son las familias con hijos menores de 18 años, pertenecientes al nivel 1 del SISBEN, familias en condición de desplazamiento incluidas en el Registro Único de Población Desplazada y familias indígenas registradas en los censos indígenas avalados por el Ministerio del Interior y Justicia.