Ante el concejo municipal y la presencia de la comunidad, el personero municipal Henry Sosa hizo entrega de su cargo a Ricardo Antonio Rodríguez, quien ahora estará al frente de este organismo de control que buscará fortalecer los procesos iniciados por su homólogo saliente y superar las amenazas que deberá afrontar en pro de la defensa de los ciudadanos.


Durante el periodo en el que Henry Sosa estuvo a cargo de la Personería de Soacha, se adelantaron importantes gestiones encaminadas a garantizar los derechos de las comunidades y a mejorar el funcionamiento de la dependencia; dichas acciones dejaron el derrotero para el trabajo que Antonio Rodríguez reforzará con su plan estratégico, denominado “Soacha incluyente, con derechos y deberes”.

La actualización de los equipos tecnológicos de trabajo, junto a la mejora de experiencia y entorno laboral de los funcionarios, fue uno de los primeros pasos que el personero saliente, Henry Sosa, dio para asegurar la mejor y más diligente atención a la comunidad. Conjuntamente se tuvo en cuenta los valores agregados de los integrantes de la dependencia con el fin de optimizar el acercamiento a los ciudadanos a través de redes sociales y la página web oficial de la Personería.

“Teniendo en cuenta la defensa de los derechos humanos de nuestra ciudadanía quedaron importantes gestiones, entre ellas, varias acciones populares, entre las cuales resaltan la acción popular de Transmilenio, en la que se encuentran involucrados el municipio, la entidad, el Estado, Bogotá y Cundinamarca, y referente al proyecto Nueva Esperanza, por el tema ecológico y ambiental, y con esta estamos próximos a que fijen fecha de pacto de cumplimiento”, puntualizó Sosa.

En funciones preventivas, el espacio público ha sido una de las cuestiones que más trabajo ha requerido en la personería municipal; actualmente hay investigaciones disciplinarias por no acatar el cumplimiento de las funciones referidas a la reubicación de los vendedores en San Mateo. Por otra parte, la personería saliente, en materia reformatoria, dejó 590 procesos disciplinarios pendientes; en Familia se han adelantado acciones constitucionales, como presentación de demandas de interdicción que hacen parte del informe.

Ricardo Antonio Rodríguez, quien quedó a la cabeza de la personería al ser el más calificado a través de concurso de méritos, se refirió al plan de trabajo con el que pretende superar los inconvenientes que se presenten en la personería, teniendo en cuenta que para el 2016, la población del municipio aumentará y el recurso de la dependencia fue reducido en una importante cifra de 143 millones, aproximadamente.

“Nuestro plan de trabajo se llama “Soacha incluyente con derechos y deberes”, el cual está fundamentado en cuatro objetivos estratégicos que surgieron de un análisis de debilidades, oportunidades, amenazas y fortalezas que se detectaron durante el ejercicio de la personería saliente. De dicho análisis salieron unas estrategias que encaminarán al aprovechamiento responsable de los recursos para cubrir exitosamente todas las necesidades y casos que se presenten”, resaltó el personero entrante.

Para Rodríguez, la mayor fortaleza con la que contará en su gestión será el recurso humano, por ese motivo, asegura que su primer deber es rodearse de funcionarios con valores altamente éticos y excelentemente preparados para las funciones que vayan a desarrollar; de esta forma argumenta que será prioritario hacer rendir de manera eficaz el poco presupuesto, dejando como resultado excelentes resultados en pro de la dignificación de la ciudadanía. Uno de los aspectos transversales que el personero resalta en su plan estratégico es que este está basado y puede adaptarse a los planes de gobierno, nacional, departamental y de la alcaldía de Soacha.

Un aspecto importante para Rodríguez, es la medición del cumplimiento y desarrollo de las actividades y gestiones de la personería, por esta razón está decidido a trabajar un plan de informes trimestrales, a través de los cuales espera mejorar sustancialmente la efectividad que la misma representará con el cumplimiento de las metas trazadas.

“El fortalecimiento de la parte preventiva que debe desarrollar la personería municipal es fundamental para garantizar los derechos y deberes de todos, ya que es importante que la comunidad reconozca que nuestros derechos van hasta donde empiezan los de otra personas, en este sentido lo que buscamos es que todos seamos conscientes de que así como tenemos derechos, también debemos cumplir deberes y de esta forma evitaremos gastos en acciones correctivas y priorizaremos lo que se presente como lo más importante”, rescató.

En síntesis, los objetivos estratégicos, mediante los que se desarrollará la responsabilidad de la Personería Municipal son:

  • -Fomentar y promocionar la guardia y protección de los derechos humanos y el cumplimiento de deberes ayudando a construir una sociedad incluyente.
  • -Fortalecer la cultura de la prevención en el ejercicio de la actividad administrativa municipal.
  • -Desarrollar vigilancia administrativa y protección del patrimonio público efectivo y oportuno, con la participación de la ciudadanía, generando transparencia en el ejercicio de la función pública.
  • -Optimizar el desarrollo de los procesos disciplinarios para crear una cultura de legalidad.
  • -Fortalecer los procesos administrativos con el fin de mejorar la labor misional.

Finalmente, el personero saliente Henry Sosa, expresó su agradecimiento con el municipio y la comunidad que confió en su trabajo.

“Agradezco la colaboración y esfuerzos de todos los funcionarios y actores que hicieron parte del proceso y gestión que se llevó a cabo desde la personería con tan importante labor, como es la protección de los derechos humanos en un municipio con tantas necesidades como Soacha. Desearle al doctor Ricardo el mejor de los éxitos, bendiciones para su familia y para todo su equipo de trabajo; como soachuno me siento muy orgulloso de poder entregar el cargo a otro soachuno y sobre todo con las calidades profesionales y humanas que destacan a nuestro nuevo personero”, culminó Sosa.