La iniciativa establece una tarifa diferencial de transporte en todos los distritos, municipios o áreas metropolitanas del país en las que se hayan construido o se construyan Sistemas Integrados de Transporte Masivo, que hayan sido o sean cofinanciados en por lo menos un 50% con recursos del presupuesto nacional o regional.

Se fijará una tarifa diferencial del 50% del valor de la tarifa técnica para los estudiantes de los estratos I y II y estudiantes indígenas de educación básica y media, una tarifa diferencial del mismo monto porcentual. Además, para todos los estudiantes de educación superior, una tarifa diferencial de un 30% y para las personas de la tercera edad pertenecientes a los estratos I, II, y III, priorizados en el Sisbén, y también contempla una tarifa diferencial del 50% para personas en condición de discapacidad permanente.

La senadora ponente de este proyecto fue Griselda Lobo (Partido Comunes) expresó que “queremos beneficiar a los estudiantes en un 50% con recursos estatales o locales, incluyendo a los estudiantes de estratos 1y 2 e indígenas, también incluyendo en el uso de la tarifa diferencial en transporte a personas de la tercera edad y personas discapacitadas”, y agregó que “hoy en Colombia tenemos 7 ciudades con transporte masivo integrado, una familia cuyo ingreso es el salario mínimo destina el 18% del mismo a transporte”.