Un grupo de cinco adolescentes viajarán a principios de diciembre a los Estados Unidos con el fin de adquirir mayores conocimientos en nanotecnología y robótica, para así replicarlo en 20 compañeras que hacen parte del equipo de Space Cookies, de la Tecnoacademia del SENA en el sector de Cazuca.


Gracias a las convocatorias que el SENA realiza en los colegios para vincular a alumnos de grados superiores en su programa Tecnoacademia, cinco estudiantes en edades entre los 14 y 16 años, fueron seleccionadas para que viajen a la ciudad de Los Ángeles en Estados Unidos y de este modo comiencen un ciclo de capacitación en tecnología VSR, la cual consiste en diseñar y programar robots para que cumplan determinadas funciones.

“Space Cookies es un grupo de 25 aprendices en robótica, son solamente niñas, de las cuales se escogieron cinco que se irán para la NASA a formarse y a adquirir conocimiento sobre como competir más en la industria, con el respaldo de VEX, que es una empresa norteamericana especializada en robótica. Para seleccionarlas, las aspirantes presentaron una prueba de conocimiento de 30 preguntas, una prueba de habilidad que constó de cuatro preguntas, además de una prueba psicológica”, explicó Elizabeth Rojas, instructora del programa de formación Tecnoacademia del Centro de desarrollo empresarial de Soacha.

Hay que destacar el empeño y la satisfacción que rodean a este equipo de estudiantes, ya que el esfuerzo realizado por ellas y sus padres se ve recompensado de una forma en la que jamás pensaron : tan pronta y tan emocionante. Fueron días dedicados a alimentar esta ilusión, jornadas en las que hubo que sacrificar tiempo de descanso y de ocio para así obtener tan importante logro.

“Es un impacto grande no sólo para Soacha, sino para Colombia, porque es el primer equipo de niñas especialistas en robótica de todo el país, chicas que tienen una condición de vida un poco complicada, por lo que les estamos mejorando sus expectativas, no sólo a ellas sino a sus familias, las cuales les han brindado el apoyo”, complementó la docente, señalando también que otro de los objetivos es que ellas repliquen los conocimientos adquiridos a las veinte niñas que se quedan en el país.

De igual manera, se espera que el equipo de veinte Space Cookies, a partir de las experiencias que adquieran cinco de sus integrantes en tierras norteamericanas, pueda construir en un futuro cercano un prototipo de robot y de esta manera entrar a participar en algún certamen de carácter internacional, por lo que las perspectivas en cuanto al viaje no se han hecho esperar por parte de ellas:

“Pertenezco al grupo de las Space Cookies hace seis meses, y ahorita estoy haciendo un curso de electrónica, por lo que creo que el viaje me abre bastantes puertas para poder llegar a ser una mejor persona y asegurarme un mejor futuro, además mi familia está orgullosa y me felicitan, aunque la verdad nunca me imaginé estar allá y ahora es una sorpresa total que no quiero desaprovechar”, expresó Laura, estudiante del colegio Minuto de Dios de Ciudad verde.

“Nos capacitamos en ingeniería y diseño, mecatrónica y electrónica, entonces vamos con las bases de lo que es robótica, allá aprenderemos sobre el funcionamiento de las máquinas, sus propiedades y otras cosas. En cuanto a mis expectativas, lo que quiero es llegar y transmitir las enseñanzas a nuestras 20 compañeras que se quedan aquí y ser las mejores Space Cookies de Colombia”, manifestó María Paula Villabón, otra de las aprendices seleccionadas y estudiante del Colegio Cundinamarca, ubicado en Bogotá.