El llamado de auxilio lo hizo el alcalde Juan Carlos Saldarriaga cuando la ocupación UCI de la ciudad está en el 100%.

La ciudad reabrió este jueves siete camas UCI en la Clínica San Luis, de 18 que se inhabilitaron a causa de la deuda superior a los $17.000 millones que tienen la Nueva EPS y Famisanar con los centros de salud de la ciudad, afectando gravemente la atención a pacientes COVID-19.

Al día de hoy Soacha tiene una ocupación de UCI del 100%, con una capacidad instalada de 109 camas en la ciudad.

Además, el mandatario hizo un llamado al gobierno departamental y nacional para que a Soacha lleguen más vacunas, siendo enfático en que la ciudad está preparada con infraestructura y personal médico para aplicar más dosis y salvar la vida de los soachunos.

La recomendación de Saldarriaga es continuar con los protocolos de bioseguridad e hizo un llamado a los jóvenes para que cuiden la salud de los adultos mayores que son los más afectados por la pandemia.

Por otra parte, aunque el oxígeno y medicamentos para atender a pacientes con coronavirus es suficiente, al abrir más camas de atención serán necesarios suministros para evitar desabastecimiento.