El estudio y aprobación de los proyectos se realizó  entre agosto y septiembre del año en curso.

La clausura de estas sesiones estuvo presidida por el secretario jurídico del departamento, Freddy Orjuela, delegado para el efecto por el primer mandatario cundinamarqués, Nicolás García Bustos.

“Agradezco el esfuerzo, empeño y trabajo en equipo que siempre le imprimen ustedes (los diputados) para que desde el Gobierno Departamental articulemos esta sinergia de trabajo mediante la cual logramos poner a su consideración 13 proyectos que le permiten al departamento seguir avanzando”, señaló Orjuela.

En el cierre legislativo se aprobaron 13 ordenanzas, algunas de las cuales son:

El No.025 de 2020 que autoriza al Gobernador de Cundinamarca para enajenar un bien inmueble de propiedad del departamento – Fondo de Pensiones Públicas de Cundinamarca”, cuyo ponente fue el diputado Luis Aroldo Ulloa Linares.

El No.026 que autoriza al Instituto de Infraestructura y Concesiones de Cundinamarca – ICCU- para asumir obligaciones que afectan el presupuesto de vigencias futuras ordinarias, presentado por el diputado Hermes Villamil Morales.

Además, la Corporación autorizó traslados presupuestales que le permiten al gobierno cundinamarqués y a sus secretarías contar con un cupo de endeudamiento de hasta $560.000 millones para ejecutar el Plan de desarrollo “Cundinamarca, Región que Progresa”.

En el cierre, el presidente de la Asamblea de Cundinamarca, Helio Rafael Tamayo Tamayo, expresó su agradecimiento por el acompañamiento del gobierno departamental donde cada uno de los secretarios participó para resolver las inquietudes de los ´proyectos de Ordenanza, así como el acompañamiento jurídico y el trabajo de la Duma.

Las sesiones ordinarias iniciarán el próximo 1º de octubre, fecha a partir de la cual se estudiarán proyectos de Ordenanza como la Región metropolitana Cundinamarca-Bogotá, la modificación del Estatuto de Rentas y el presupuesto para la vigencia 2021, entre otros.