Con el objetivo de garantizar la protección integral de los niños, niñas y adolescentes de las Instituciones Educativas oficiales de Soacha, el Alcalde Juan Carlos Nemocón hizo entrega de 21 carpas para que se instalen a la entrada de los mencionados establecimientos Educativos.


pp1-20.jpg

Al evento de entrega asistió la Brigadier General Luz Marina Bustos, el coronel Adán León Bermúdez, comandante (e) de la policía Cundinamarca, el secretario de gobierno Óscar Rodríguez, la Directora de Desarrollo Educativo, Ana Otilia Rodríguez y el coronel Alejandro Murillo, comandante de la Policía Soacha.

“Hoy damos cumplimiento a un compromiso que adquirimos meses atrás, que era entregarle a la Policía Nacional unos elementos que van a servir de mucha ayuda y protección a nuestros jóvenes, a nuestros estudiantes de los diferentes horarios. Para mí es un honor cumplir la palabra con una carpa de esta naturaleza que está a la vista de todas las personas, que tiene la información del municipio y de la Policía, y que consiste en que 15 minutos antes de entrar a cada jornada educativa y 15 después del cierre de las puertas de las instituciones, ustedes cuenten con dos agentes de la Policía de Infancia y adolescencia”, manifestó el alcalde Juan Carlos Nemocón.

Según el mandatario, estos agentes tienen la misión de escuchar la queja de los estudiantes y docentes para que actúen rápidamente. Invitó a los padres de familia a instruir a sus hijos para que denuncien a aquellos estudiantes que venden droga o entren armas, con el fin de que los auxiliares de policía los requisen.

Entre tanto, la Brigadier General, Luz Marina Bustos, recordó los planes operativos que está realizando la Policía en Soacha y dijo que desplegar todas esas acciones deben traducirse en espacios de convivencia.

Hizo énfasis en el despliegue que ha tenido la Policía en el plan operativo dentro del marco propio del Código de Infancia y adolescencia. Plan que está soportado en tres pilares muy importantes: Prevención, la inspección, vigilancia y control, y el proceso de investigación.

«Prevención , es enseñarles a decir no a la droga, mediante una serie de actividades lúdicas que le permitan fortalecer esta capacidad de decisión.

Inspección, vigilancia y control , son aquellos seguimientos, verificaciones y diagnósticos que se hacen sobre algunos sitios donde los jóvenes se exponen o tienen mayor riesgo de ser abarcados por organizaciones criminales.

Investigación. Se direccionan todos esos esfuerzos para llegar a determinar quiénes están detrás de cada una de las circunstancias que impulsan a los jóvenes a que cometan una serie de actos delictivos”.