En respuesta a las medidas que se utilizarán para mejorar la prestación del servicio de Transmilenio en Soacha, se busca agilizar la contratación del servicio de alimentadores, anunció el gerente de la empresa.


El gerente de Transmilenio, Fernando Sanclemente informó que en el mes de marzo se abrirá la licitación para crear el sistema de alimentación y la zona de parqueo de este tipo de vehículos en Soacha, esto si no se presenta ningún contratiempo.

Sin embargo, como los procesos licitatorios exigen el cumplimiento de tiempos y requisitos que impiden la inmediatez de la contratación, Sanclemente espera que aproximadamente en ocho meses pueda adjudicarse la prestación del servicio de alimentación.

“Transcurrido el tiempo legal de licitación y suscrito el respectivo contrato, se espera que en septiembre se ordene la flota y comiencen a operar los buses alimentadores en Soacha”.

Por lo pronto, el gerente de Transmilenio descartó la posibilidad de usar vehículos de servicio público urbano mientras comienzan a operar los alimentadores en el municipio.

Según el estudio de demanda hecho por Transmilenio y presentado a la Alcaldía de Soacha, la Gobernación de Cundinamarca y la Agencia Nacional de Infraestructura, se requieren 156 vehículos, con capacidad para 80, 50 y 19 pasajeros, para atender la demanda de las rutas alimentadoras.