Alrededor de 120 hogares de Olivares afectados por el desbordamiento del canal Río Claro

De nuevo el lodo, las aguas residuales y los desechos se mezclaron para ocasionar una emergencia en el sector de Olivares de la comuna tres. En menos de seis días es la segunda vez que estas familias quedan inundadas por efectos de las lluvias.


venezolanos.jpg

No llegaba el medio día aún cuando el obsoleto alcantarillado colapsó con el fuerte aguacero que cayó ayer sobre la sabana de Bogotá. Las aguas residuales comenzaron a devolverse por las alcantarillas y en otras el barro y el lodo se mezclaron tapando cualquier posibilidad de desagüe; como si fuera poco el canal Río Claro se desbordó con furia y la mezcla de todas las aguas afectó a aproximadamente 120 familias y 80 viviendas.

El reporte lo hizo la Dirección de Emergencias del departamento de Cundinamarca, organismo que confirmó que las aguas podridas alcanzaron los 60 cms de altura y esta vez el tamaño de la inundación fue más grave que la registrada el pasado martes 10 de abril.

El aguacero afectó también barrios como Hogar del Sol, Rincón de Santafé, Terragrande, parte de San Mateo, La Fragua, La Unión, Satélite, Portoalegre y todo el sector aledaño al Centro Comercial Mercurio.

“Lo único que nosotros pedimos es que nos arreglen el alcantarillado o nos draguen o canalicen el caño que pasa por la orilla del barrio. Es injusto que en menos de ocho días nos volvamos a inundar”, explicó Pedro Pablo Beltrán, habitante del barrio Olivares de Soacha.

“Cada vez que llueve es lo mismo. Uno está en el trabajo y no puede estar tranquilo porque lo llaman que está lloviendo y comienza la zozobra de que el agua se está entrando. Muchas familias lo perdieron todo de nuevo, entonces necesitamos que nos ayuden, que las autoridades hagan algo para que esto no vuelva a suceder”, explicó María Trujillo, habitante damnificada.

Con el aguacero de ayer el sector más afectado fue el barrio Olivares, aunque los organismos de emergencia reportaron que también se presentaron damnificados en Portalegre y Hogar del Sol, y las vías de acceso a éste último barrio quedaron totalmente inundadas.

Algunas de las medidas previstas para solucionar el problema le apuestan a profundizar el Río Claro, ampliar su cauce en por lo menos 7 metros y el alcalde del municipio, Juan Carlos Nemocón, está pensando seriamente en hacer lo mismo que se ha hecho en varias ocasiones en el departamento: Hacer inundaciones controladas. Esta vez el mandatario dijo que si las lluvias continúan con el mismo grado de intensidad, está pensando seriamente en desbordar el canal Río Claro hacia las haciendas de la parte baja de la comuna tres.

cargando...