Con 47 votos a favor y 19 en contra, la plenaria del Senado aprobó el Presupuesto General de la Nación para la vigencia del 2016, por un monto de $ 215.9 billones.


Los ponentes del proyecto explicaron que la iniciativa fue estudiada y discutida por las diferentes bancadas de las comisiones constitucionales económicas.

El senador ponente del proyecto del presupuesto general de la Nación Fernando Tamayo Tamayo (Partido Conservador) informó que el presupuesto se incrementó en un 2.5%. El legislador habló de la reducción en 547 mil millones de pesos, los cuales serán invertidos en vías terciarias, en atender los problemas de justicia salud y subsidios, especialmente en energía.

El senador Tamayo explicó los cambios que cada uno de los sectores, incrementos en unos y disminución en otros, «En términos generales el presupuesto está atendiendo todas las necesidades regionales, creemos que el Ministerio de Hacienda estuvo atento para escuchar las inquietudes, para aumentar las partidas necesarias. Considero que hoy se está presentando un presupuesto equilibrado», sostuvo el senador. También señaló que se dejó un billón de pesos para atender los ajustados de las necesidades fiscales.

El vocero del Partido Liberal, senador Rodrigo Villaba dijo que el calmar de todas las bancadas es incrementar la inversión en el agro, infraestructura, inversión social y disminuir funcionamiento, servicio de la deuda disminuye 376 mil millones de pesos. Dijo que el liberalismo está comprometido con el tema educativo, «buscamos optimizar la jornada única y la calidad en la educación, si queremos desarrollar al país, tenemos que caminarle a la educación».

Así mismo manifestó que tienen el mismo compromiso con el sector de la salud, habló del problema que existe en el régimen subsidiado de salud. Al igual que en la red pública: «El sistema está colapsando a lo largo y ancho del país, por el no pago de las EPS, el anuncio del cierre de Caprecom a agudizado la situación en el sector, en el presupuesto el gobierno se comprometió con el tema de endeudamiento del sector».

A su turno la senadora Arleth Casado (Partido Liberal) expuso algunas modificaciones hecha por las comisiones conjuntas y constituciones al presupuesto general de la nación para el 2016; como son la de garantizar la alimentación escolar, el fortalecimiento de la pruebas saber, la evaluación docente para garantizar la calidad en la educación.

Otro sector que se incrementó, aseguró la legisladora, fue el de inclusión social con $590 mil millones para el programa de primera infancia y padres de familia en acción; para mejorar las condiciones del campo colombiano se adicionaron $750 mil millones de pesos; $380 mil millones para el desarrollo de la competitividad del campo rural; también se asignaron recursos al INCODER para formalización de tierras y al ICA para el uso y control de plagas; al sector de minas 320 mil millones de pesos para infraestructura, energía eléctrica y gas; en el sector salud de $150 mil millones para fortalecer la infraestructura de la red hospitalaria, estas adiciones fueron algunas de las modificaciones que se hicieron para el primer debate.

Para el segundo debate se hicieron otras adicciones tales como Inclusión social y el proceso de posconflicto por 90 mil millones para las víctimas del conflicto armado también en educación se aumentaron $5.000 mil millones para el Instituto técnico del Putumayo y $1000 millones para Instituto de los sordos;$ 20 mil millones para CORPOICA ,entre otros.

Finalmente sostuvo «queremos seguir trabajando por las desigualdades de nuestro país Todas esta adiciones nos ayudan a encaminarnos al desarrollo económico del país».

En representación de la bancada del Partido Conservador, el senador Efraín Cepeda precisó adiciones subsidios de energía eléctrica por $305 mil millones, un incremento en la inversión de $ 43,3 a 43.8; también se trasladaron cifras del Fondo de Adaptación para minas y energía; $ 491mil millones para la deuda; y fue enfático en afirmar «este presupuesto termina fortalecido el trabajo que se hizo en la ponencia y la bancada del partido conservador lo acompaña».

La bancada del Centro Democrático a través del senador Iván Duque anunció que no acompañará ese presupuesto «porque la realidad económica del país está totalmente distorsionada de la realidad del país» y votaran negativamente.

Para el senador Senen Niño de la Bancada del Polo Democrático «este presupuesto se está aprobando como una nueva ilusión para los colombianos, este presupuesto no es el presupuesto para equidad, ni para la paz ni para la educación, desnuda al Plan Nacional de Desarrollo, es un presupuesto inflado, este presupuesto es una reforma tributaria en contra del bolsillo de los colombianos», por esta razón anunció su voto negativo.

Finalmente el senador Marco Aníbal Avirama precisó que los acuerdos hechos con el gobierno no se han cumplido ya que se había acordado un presupuesto de 1.5 millones para resolver los problemas en los territorios indígenas y avanzar en el proceso de desarrollo y se asignaron 370 mil millones; agregó «pedimos al gobierno que asuma la responsabilidad y que cumpla con los pactos que se hicieron en la mesas de concertación».

Luego de la aprobación del Presupuesto el ministro de Hacienda, mauricio Cárdenas sostuvo que este presupuesto tiene una disminución del 1% del Producto Interno Bruto, con relación al del 2015. y agregó «este ejecicio es ante todo proteger el gasto social».